Este portal es el eco del cubano que vive en la verdad 

 Viernes, 28 de noviembre de 2014 | 15:13
 
 Versión para Imprimir

DEL EJÉRCITO ROJO ALEMÁN A LA HABANA Y MONTEVIDEO

Prof. Antonio Romero Piriz

2 de enero de 2013

Uruguay – www.PayoLibre.com – He leído un libro de una ex integrante de la "Fracción del Ejército Rojo" (en alemán RAF), más conocida como "la banda Baader-Meinhof" (por el nombre de dos de sus dirigentes), grupo imitador de la guerrilla urbana de los Tupamaros, que entre 1970 y 1998 provocó la muerte de 34 personas y de 20 de sus miembros en diversos atentados.

Luego de la reunificación alemana en 1990, salió a la luz el hecho de que la RAF había recibido apoyo logístico y financiero de la Stasi, la policía secreta de la RDA, quien se había encargado de dar alojamiento y nuevas identidades a varios miembros del grupo.

Su logo era una estrella roja cruzada por una metralleta MP5. Se inspiró en el Ejército Rojo soviético, del cual habrían tomado también su emblema (la Estrella Roja).

Margrit Schiller estuvo exiliada primero en La Habana, donde el régimen castrista le dio asilo, y luego en nuestra capital.

De su estancia en Cuba vale la pena mencionar algunos de sus comentarios, recordando que se trata de una partidaria del sistema allí imperante.

Nos cuenta que vivió en un apartamento en el que antes había estado, con su familia, el actual presidente de Ancap, Raúl Sendic hijo.

La encargada del CDR (comité de defensa de la revolución) de la zona, cada vez que alguien la visitaba "controlaba quien había venido".

"Se hacía difícil conseguir las cosas más sencillas", y cuenta su odisea para obtener un balde.

Sobre los cubanos dice: "cada uno, de manera individual, robaba discretamente lo que podía".

"En Cuba no había vidrio, era caro porque había que importarlo". Y por tanto las ventanas no lo tenían. Tampoco guías telefónicas, y cuenta cómo luego en Montevideo preguntaba por números telefónicos y alguien le dijo que los buscara en la guía.

Narra cómo, pese a ser adicta al régimen, era constantemente vigilada por la Seguridad del Estado.

"Todos los días había cortes de energía eléctrica, generalmente en las tardes y las noches". "Cuando había apagón tampoco teníamos agua".

Cuando el juicio y ejecución del general Ochoa, uno de los principales líderes de la "revolución", y de los hermanos De la Guardia, acusados de tráfico de drogas, dice: "Todos se preguntaban si Fidel realmente no había sabido nada. ¿Justamente Fidel, que todo lo sabía?"

Narra la vinculación de la dictadura castricomunista con "Escobar, el barón colombiano de la droga", y sobre Ochoa dice: "mis amigos cubanos interpretaron la acusación contra Ochoa como un paso de Fidel para eliminarlo en tanto posible contrincante político".

Cuenta que "los CDR organizaron pequeñas 'brigadas de acción rápida'. Se convocaba a media docena, se les daba un palo y salían a buscar "contrarrevolucionarios". Le daban una paliza o apedreaban sus ventanas."

En Uruguay, cuando intentaba contarle a partidarios del castrismo lo que había visto en Cuba, le decían, "ya se sabe", y no la dejaban hablar.

"Era raro que alguien quisiera enterarse de que allá realmente había hambre". "Cuando contaba sobre las dificultades en la isla, la reacción era hacernos callar. Para los que estaban a favor rápidamente pasábamos a estar contra Cuba". "Aprendí que era mejor, en lo posible, no contar nada de los problemas de allá".

En Montevideo consiguió empleo en la fachada comunista "Instituto Bertolt Brecht", que lleva el nombre de un comunista alemán. Relata cómo hasta el personal de limpieza era comunista, con esa costumbre bolchevique de no emplear a nadie que no sea de sus ideas en sus periódicos y organizaciones.

Como tantos, luego de cárcel y exilio, es un relato de decepción, pero que deja cierta información interesante -por venir de quien viene- sobre la miseria y represión en la Cuba de la dinastía Castro, y la complicidad incondicional de sus partidarios uruguayos.


"Exilio, exilio y desexilio. Mi experiencia en Cuba y Uruguay" Margrit Schiller. Ediciones Letraeñe

RED URUGUAYA POR DEMOCRACIA PARA CUBA
54 AÑOS DE DICTADURA ¡BASTA YA!

 


 Compartir 
 
 
 

Derechos de Autor - PayoLibre no reclama exclusividad de sus colaboradores. 

Autoriza la reproducción de este material, siempre que se le reconozca como fuente.
 

Producido por Pablo Rodríguez Carvajal - payo@bellsouth.net - Copyright © 2003  PayoLibre.com
Miami, Florida, USA.  All rights reserved / Todos los derechos reservados