Este portal es el eco del cubano que vive en la verdad.


Sintesis biografica

Claro Sánchez Altarriba. De 54 años.
Natural del municipio campechuela, provincia Granma.
Hijo de Amado Sánchez y Tomasa Altarriba.
Casado con Maria Elena Infante Jiménez.
Tiene una hermana nombrada Isabel Sanchez.
Miembro del Movimiento Jóvenes por la Democracia en Santiago de Cuba.
Condenado a 18 años de prisión que cumple en la prisión Kilo 8, en Camagüey.
Trasladado a la Prision Provincial de Guantanamo el 12 de agosto de 200; a la prision Kilo 7, de Camagüey, el.4 de junio de 2008.
Su familia reside en Calle Santa Rosa #106 e/ Virgen y Callejón de Santiago, Santiago de Cuba.

Desterrado a España
Fecha de arribo: 7 de septiembre de 2010.

ARTICULOS:

Reprimen a familiares de reo del Grupo de los 75
Sánchez Altarriba desde la prisión Kilo 7 de Camagüey
Carta de Claro Sánchez desde Prisión
Versos de Claro Sánchez Altarriba
Tortura psicológica a esposa de preso político Claro Sánchez Altarriba en Guantánamo

Causa #3: Documento de Sentencia

 

Reprimen a familiares de reo del Grupo de los 75
Juan Carlos González Leiva

22 de abril de 2009

La Habana – www.PayoLibre.com – El prisionero de conciencia del Grupo de los 75, Claro Sánchez Altarriba, denunció el pasado 18 de abril, desde la prisión Kilo 7 de Camagüey, que la Seguridad del Estado está reprimiendo a sus familiares.

Según Sánchez, varios de sus seres queridos han sido citados, arrestados y amenazados de prisión por oficiales de la policía política en Santiago de Cuba.

“El mismo día que mi esposa, María Elena Infante Jiménez, tenía que viajar más de 300 Km. para mi visita, fue citada, arrestada y amenazada de cárcel. También mi cuñado, Mario Morales Cutiño, al cual trataron de chantajear diciéndole que tiene que trabajar para la Seguridad del Estado, si no, será encarcelado”, aseguró.

Claro Sánchez Altarriba, de 55 años de edad, es miembro del Movimiento Cubano Jóvenes por la Democracia. Fue encarcelado el 18 de marzo de 2003 y condenado a 18 años por defender los derechos humanos y declarado prisionero de conciencia por Amnistía Internacional. Su familia vive en calle Santa Rosa #106 e/ Virgen y Callejón de Santiago, Santiago de Cuba, Cuba.

Centro de Información del Consejo de Relatores de Derechos Humanos de Cuba.

 

Sánchez Altarriba desde la prisión Kilo 7 de Camagüey

Claro Sánchez Altarriba, prisionero de conciencia del Grupo de los 75

2008-10-30

(www.miscelaneasdecuba.net) – (Aquí relato lo acontecido) desde mi llegada a esta prisión provincial Kilo 7, de Camagüey, el pasado día 4 del mes de junio, proveniente de la prisión Combinado de Guantánamo, donde conjuntamente con 4 prisioneros políticos más fuimos sacados de esa prisión por protestar enérgicamente ante una brutal golpiza que se le propinó a un opositor pacífico de nombre José Ángel Simón Rodríguez, de 32 años de edad y natural de la provincia Santiago de Cuba (fuimos a parar a prisiones distantes cada uno).

En esta prisión, ubicado desde mi llegada en el Destacamento 9, cubículo 15, he sido testigo de abusos, atropellos, corrupción, hostigamiento, acoso, ensañamiento y las cotidianas golpizas a reos, llevadas a cabo por un selecto grupo de funcionarios de Orden Interior, encabezados por los temibles y extremistas hermanos Daniel Primelles Cala y Yunier Primelles Cala y Pedro Durán Mustelier. Actúan bajo una total impunidad de la Dirección, que no toma las medidas correspondientes para frenar esta abusiva práctica.

Desde el primer momento comencé a protestar y a denunciar las violaciones flagrantes a los derechos de los reos, entre otras cosas:

a) La pésima alimentación que se les oferta a los reos, en muchas ocasiones alimentos en estado avanzado de descomposición, pésima elaboración de los alimentos, poca variedad de platos y la ausencia de frutas y vegetales, tan necesaria para el organismo. Esta situación se le ha comunicado a casi la totalidad del personal de la dirección de este penal, así como a todo el personal médico que aquí labora.

Particularmente y en muchas ocasiones a la doctora Lisbeth, capitán y jefa de servicios médicos de esta prisión.

Me he pronunciado por la falta de higiene en sentido general y en la cocina donde se elaboran los alimentos para los reos, así como la suciedad de la bandeja donde se nos sirve el alimento y los cubiertos y demás utensilios que no son fregados como es debido por la carencia de detergente, jabón y agua caliente. Esta desagradable y peligrosa situación podría desencadenar en un brote epidémico de grandes proporciones.

b) Me he pronunciado también por la situación de hacinamiento en que viven los reos en las celdas, durmiendo en el piso sin colchones ni tableros, por encima de la cantidad permisible de reos en los cubículos. También la cantidad excesiva de insectos como cucarachas, mosquitos y los desagradables chinches, con su picada y olor desagradable, interrumpiéndole el sueño a los reos.

Estos insectos estan en todos los destacamentos y siempre en aumento, a pesar de las constantes quejas a la dirección del penal, así como al personal médico que aquí labora. Éstos no toman las medidas correspondientes para acabar definitivamente con estos insectos.

Cabe señalar que en una ocasión y debido a un insistente reclamo se fumigó, pero de nada sirvió, porque el producto utilizado no fue el mejor, sólo fue una estrategia para evitar que continuara reclamando.

c) Otro aspecto es la negación sistemática de asistencia médica a los reos, con disímiles patologías, que a pesar del insistente reclamo y de lo delicado de los casos se les niega ese vital servicio. Por citar algunos casos están todos los enfermos de diabetes mellitus II, que requiere una dieta específica con doble proteína, leche, entre otras cosas. A estos enfermos por más de dos años se les niega la doble proteína y se le da en su lugar un alimento que se clasifica como desecho de res, por su composición. Está compuesto por esófago, bazo, criadilla, diafragma, etc., etc. También se le niega la leche, primordial alimento para ese tipo de enfermedad.

Esta situación persiste, a pesar de mis constantes denuncias y del reclamo de los propios enfermos. Uno de ellos, quien me suministró los datos precisos para saber qué ocurría, fue llamado por el personal de la dirección, entre los que se encontraban el Jefe de Logística y la doctora Lisbeth, jefa del Puesto Médico, y se le amenazó con que de continuar brindándome información podría ser acusado de difamación.

Debido a todo lo antes explicado y a mi actitud contestataria ante todas estas flagrantes violaciones de los derechos humanos a los reos, se me ha sometido a un constante acoso, hostigamiento, ensañamiento y amenazas de propinarme una golpiza de parte del temible grupo de funcionarios que comandan los hermanos Primelles Cala, quienes están enfrascados en cumplir lo prometido.


Esta información se recibió –vía telefónica– en la voz de su hermana Isabel Sánchez Altarriba, desde la provincia de Santiago de Cuba. De la Mesa de Trabajo de Martha Beatriz Roque Cabello, Información No. 162, Octubre 2008.

 

Carta de Claro Sánchez desde Prisión

www.adcuba.org
Septiembre/2004

De: Claro Sánchez Altarriba
A: Alberto Martínez

Hermano más que este humilde montón de letras, ese mi deseo de abrazarte y agradecerte de todo corazón que me considere como a un hermano y hayas tenido ese digno gesto, por demás solidario de admitir hospedarse en tu casa a mi familia, aunque no es de extrañar pues nos caracteriza tanto a guantanameros como a santiagueros, los más hospitalarios en todo el país.

Alberto está demás decirte que deseo que cuando recibas la presente estés gozando de excelente salud junto a tu familia, de la cual ya me siento parte, porque nos unen más que lazos fraternales, ideas patrióticas, por la que luchamos sin importarnos sacrificios y riesgos por tal de ver nuestra patria, gozar de una verdadera democracia y de una plena y transparente libertad.

Hermano, mi llegada de la prisión de Kilo 8 en Camaguey, a esta prisión el día 10/8/04, causó un efecto positivo en mí y por supuesto para mi familia, debido a las desiguales distancias en las idas y venidas a mis visitas y pabellones conyugales, esto de por sí innegable, pero mi primera desagradable impresión fue cuando se me informó que aquí las correspondencias hay que entregarlas abiertas, con ese arbitrario proceder no estoy ni estaré jamás de acuerdo y se lo comuniqué a toda la dirección del penal, porque están violando el articulo 12 de la Declaración Universal de Derechos Humanos y por ende mis derechos y que lo iba a denunciar. Este motivo fue el causante de mi tardanza en escribirte, porque automáticamente después de enterarme de esta injusticia cometida contra todo el penal, decidí no escribir más, pero después de unos días de reflexión decidí no prescindir de esta necesaria y vital comunicación y me dí a la tarea, como buen cubano, de buscar un método para burlar y a la vez romper ese cerco impuesto por los seguidores de Castro y lo encontré.

Alberto te diré que tan pronto tuve noticias de tu existencia a través de mi esposa y de tu envió de saludos a los demás hermanos que conmigo están se lo trasmití a todos, aunque no he podido comunicarme con ellos personalmente, salvo Nelson Aguiar, que tuvimos la suerte en una salida que dio a realizar su llamada telefónica, de estrecharnos las manos y dialogar por espacio de unos segundos, pero suficientes para esta ocasión.

Sobre otras cosas te diré que te agradezco el excelente regalo (el libro) y sobre todo la reconfortante dedicatoria, que corroboran que los días que nos quedan en prisión son muy pocos, debido a la fuerte presión internacional sobre el régimen de Castro. Y para señalarte un caso especifico, el de la Unión Europea, que ya en las 4 ocasiones en las que el servir canciller Felipe Pérez Roque, ha ido a intentar infructuosamente de buscar acercamiento, la respuesta sabia y contundente que ha recibido, ha sido que para cualquier gestión, lo primero es liberar a los 75.

Bueno hermano, ha sido y por consiguiente es un placer poder dedicarte estas líneas, que más antes tenía que haberte enviado, y pueden estar seguros que no van hacer las ultimas, y espero más temprano que tarde vernos en libertad y poder abrazarnos y brindar todos juntos por nuestro triunfo.

Besos a toda tu familia y para ti un fuerte abrazo de este tú hermano agradecido.

Recuerda como dijo Willy Chirino: “Nuestro día ya vienen llegando”

Te abraza tu hermano

Claro

Claro Sánchez Altarriba. De 49 años.
Natural del municipio campechuela, provincia Granma.
Hijo de Amado Sánchez y Tomasa Altarriba.
Casado con Maria Elena Infante Jiménez.
Tiene una hermana nombrada Isabel Sanchez.
Miembro del Movimiento Jóvenes por la Democracia en Santiago de Cuba. Condenado a 18 años de prisión. Su familia reside en Calle Santa Rosa #106 e/ Virgen y Callejón de Santiago, Santiago de Cuba.

La carta fue enviada a Acción Democrática Cubana por Alberto Martínez Presidente del Club de Prisioneros y Ex–Prisioneros Políticos de Guantánamo.

 

Versos de Claro Sánchez Altarriba


24 de Febrero

Murieron 4 hermanos
Fueron dos las derribadas
Avionetas destrozadas
Piloteadas por cubanos
El enemigo muy ufano
Por perpetrar ese crimen
.Hoy clama por los que gimen
En cárceles del imperio
Reclaman un juicio serio
Con que moral ellos exigen

Libertad

18 de Marzo un año
Justo de nuestro encierro
Obligados al destierro
Por la opresión y el engaño.
Tronchados todos los sueños
De 75 hermanos.
De ver al pueblo cubano
Libre y sin atadura
Derrocar la dictadura
Y de rodillas el tirano.

Tortura psicológica a esposa de preso político Claro Sánchez Altarriba en Guantánamo

11/10/2004 -- Por Ruth Domínguez Marrero / La Voz -- Santiago de Cuba (www.nuevaprensa.com) 11 de octubre- La esposa del preso político Claro Sánchez Altarriba, Maria Elena Infante Jiménez tenía visita conyugal programada para el día 24 de septiembre pasado en la cárcel provincial de Guantánamo, adonde fue trasladado desde la prisión Kilo 8 de Camaguey.

Sánchez Altarriba cumple una condena de 15 años de privación de libertad por la causa de los 75 de la primavera del 2003 y era esta su primera visita conyugal después de encontrarse en el centro penitenciario guantanamero.

La esposa del preso de conciencia había arribado a la cárcel a las 8:00 de la mañana y al ver que no la dejaban pasar se comunico con el oficial de guardia y varios oficiales más, quienes no le prestaron atención. Siendo las 2:45 de la tarde pidió hablar con el jefe del destacamento, el cual supuestamente al conocer que su esposo era de los de la causa de los 75 le permitió pasar, encontrándose en una habitación en pésimas condiciones, con numerosas filtraciones en el techo y el agua caía sobre la cama. Según la fuente, no existía donde poner los alimentos que llevaba a su esposo, teniendo que colocarlos en el piso en condiciones antihigiénicas.

Por haber entrado tan tarde a la visita que le correspondía, no pudo regresar a Santiago de Cuba, distante a unos 86 kilómetros, hasta el día siguiente. Infante Jiménez declaro que debido a esta situación su esposo estaba muy alterado de los nervios, al saber que ella debía estar allí y las autoridades le impedían entrar.

Declaró asimismo que el preso de conciencia se queja de la permanente violación de su correspondencia.

TRIBUNAL PROVINCIAL POPULAR DE SANTIAGO DE CUBA

SALA DE LOS DELITOS CONTRA LA SEGURIDAD DEL ESTADO

SENTENCIA NUMERO TRES DEL DOS MIL TRES

JUECES:

LIC. MARIA ESPERANZA MlLANES TORRES

LIC. JOSE FERNANDEZ LESCAILLE

LIC. MANUEL MELENDEZ BLANCO

VALENTIN GRILLO SOLORZANO

NORA GALANO RODRIGUEZ

En Santiago de Cuba, a cuatro días del mes de abril del dos mil tres.

VISTA en juicio oral y público ante la Sala de los Delitos Contra la Seguridad del Estado del Tribunal Provincial Popular de Santiago de Cuba, en Procedimiento Sumarísimo, la causa número TRES del dos mil tres seguida por tres delitos de la Ley Ochenta y Ocho de mil novecientos noventa y nueve DE PROTECCION DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL Y LA ECONOMIA DE CUBA, en la que figura como acusado CLARO SANCHEZ ALTARRIBA, ciudadano cubano, natural del municipio Campechuela, provincia Granma, de cuarenta y nueve años de edad, hijo de Amado y de Tomasa, casado, desocupado, de la tez mestiza, con doce grado de escolaridad, con carne de identidad número cinco, tres, cero, ocho, uno, dos, cero, siete, nueve, cero, nueve, vecino de Santa Rosa número ciento cuatro entre Virgen y Santiago, Santiago de Cuba, en prisión provisional por esta causa y defendido por el Licenciado Alberto Fumero Batista, designado.

SIENDO PONENTE EL JUEZ LICENCIADO JOSE FERNANDEZ LESCAILLE

PRIMER RESULTANDO: Probado, que el acusado asegurado en prisión provisional CLARO SANCHEZ ALTARRIBA, de cuarenta y nueve años de edad y de las demás generales consignadas en el expediente y que damos por reproducidas, con el propósito de desestabilizar el Orden Interno de la Nación, la pérdida de la soberanía e independencia, y con ello la destrucción del Régimen Social Socialista de Cuba, desde mediados del año mil novecientos noventa y siete, se integró a varios grupúsculos contrarrevolucionarios, formando parte de los cuales, visitó en dos oportunidades la Oficina de Intereses del Gobierno de Estados Unidos de América con sede en la Ciudad de la Habana, rindiendo cuenta de sus acciones plegadas a los intereses injerencistas de éste para con nuestro país; y participó en reuniones organizativas y otras actividades, que en muchas ocasiones provocaron desórdenes, buscando intencionalmente el enfrentamiento con las fuerzas del Orden Público, y con la población que los repudia; acciones que incluyeron confección de veintinueve informes contentivos de expresiones tergiversadas sobre el régimen penitenciario de Cuba, e inventadas arbitrariedades de las autoridades del país contra los grupúsculos contrarrevolucionarios a los que pertenecía, así del país como, setenta y cinco denuncias por supuestos actos de hostigamiento del régimen cubano contra su persona, las que envió a la mencionada Oficina, de Intereses, y en otras oportunidades a elementos contrarrevolucionarios encargados de la divulgación de información a través de la radioemisora enemiga radicada en Estados Unidos, como "Radio Martí" y otros medias de difusión de análoga naturaleza, para crear con ello un estado de opinión contrario y falso sobre la realidad cubana; lo que efectivamente logró, al serle divulgadas por estos medias parte de las informaciones enviadas. Continuando con su afán de desprestigiar al Régimen Social Cubano, el acusado SANCHEZ ALTARRIBA le manifestó por escrito a los funcionarios de la Oficina de Intereses Norteamericana (SINA), la necesidad de que lo acogieran como refugiado político en ese país, con el falso argumento de ser constantemente perseguido por los Organos de la Seguridad del Estado de Cuba, petición que le fuera denegada teniendo en cuenta que le resultaba insuficiente, aún, su trayectoria subversiva lo que lo conllevó a incrementar sus traidoras acciones, tal es así, que en el mes de enero del año dos mil dos, participó en la creación de otro grupúsculo contrarrevolucionario, donde se desempeño como uno de sus principales cabecillas y que presentó ante los funcionarios de la SINA como un nuevo grupo para la subversión interna en Cuba. Todas estas acciones le permitieron al enjuiciado adquirir varios documentos tales como, cuarenta y un folletos, cuatro volantes y otros cuarenta y cinco de diferentes naturaleza que tenían como denominador común el ataque al Sistema Social establecido en Cuba, de los cuales cincuenta y cinco procedían del extranjero, principalmente, de los Estados Unidos, España y Puerto Rico, todos con artículos y notas de contenido Anti cubano, proimperialista, contrarrevolucionario y de oposición al Gobierno de Cuba, algunos de ellos conseguidos personalmente por él en la mencionada Oficina de Intereses, los que luego repartió al resto de los miembros de su grupúsculo, y otros los adquirió en reuniones y actividades contrarrevolucionaria de manos de otros traidores de la Patria, entre los que se destaca el material denominado "Todos Unidos" que llama a transformar la Constitución Cubana, sus leyes, y a que los cubanos demanden críticamente el respeto a sus derechos ciudadanos supuestamente violados. Que el encausado SANCHEZ ALTARRIBA, para fortalecer su capacidad de actividades en contra de la Revolución Cubana, no solamente tiene vínculos con la SINA, sino también, con organizaciones contrarrevolucionarias del exterior, tales como, "EI Directorio Democrático Cubano" y la denominada "Centro de Estudio para una Acción Nacional": que no obstante haber sido advertido por las autoridades en el año dos mil dos para que cesara en sus acciones antipatrióticas y contrarrevolucionarias, el mismo hizo caso omiso, y continuó sus actividades subversivas, actuando en correspondencia con los dictados contenidos en las leyes promulgadas por los Estados Unidos de Norteamérica contra Cuba, y de las emisoras subversivas que desde ese país transmiten un sin número de horas al día de noticias e informaciones falsas contra el Régimen Social Socialista de Cuba.

Durante el proceso se practicó un registro en el domicilio del acusado y se ocuparon la máquina de escribir con que el acusado confeccionaba distintos documentos, proclamas, informes, cartas, folletos de la revista CUBANET, revistas "Disidente", volúmenes sobre amnistía de presos políticos, folletos titulados "SIN CENSURA", folletos "Propuesta de Medida para Salir de la Crisis", dos folletos guía "TODOS UNIDOS", informe de las actividades del grupúsculo "Movimiento Cubano Jóvenes par la Democracia" informe de las actividades realizadas por el grupúsculo "Club de Presos y Expresos Políticos", listados de participantes en las actividades subversivas, planillas de los miembros del grupúsculo, cuatro documentos enviados a la Oficina de Intereses de los Estados Unidos en La Habana, de fecha nueve de noviembre de mil novecientos noventa y seis, treinta de noviembre del dos mil, dos de mayo del dos mil uno y ocho de octubre del dos mil dos, documentos sobre juramento ético del grupúsculo y de sus estatutos, siete escritos enviados a la señora Katleen List, Coordinadora para Refugiados de la Oficina de Intereses de los Estados Unidos, un documento enviado a la SINA por el acusado, un documento enviado a Yanicet Rivero Gutiérrez de fecha primero de septiembre del dos mil dos, declaración del Presidente George Buch, sobre un examen de la política hacia Cuba, tres carnet y bonos de cotización del encausado correspondientes a los distintos grupúsculos contrarrevolucionarios a que perteneció, seis fotos a color de miembros participantes en distintas actividades subversivas, y otros documentos de corte similares, los cuales utilizaba como base material, en su mayoría para el desarrollo de sus actividades contrarrevolucionarias. Que el acusado es una persona que mantiene una conducta social total mente contraria a las normas y principios de la Sociedad Socialista y activamente contrarrevolucionaria; se reúne con personas de sus mismas características, y resultó ejecutoriamente sancionado en la causa trescientos setenta y cinco de mil novecientos noventa y uno por el delito de Salida Ilegal del Territorio Nacional a dos años de privación de libertad por el Tribunal ProvinciaI Popular de Guantánamo.

SEGUNDO RESUL TANDO: Que para formar convicción de los hechos anteriormente relatados, la Sala tuvo en cuenta y valoró; la declaración del enjuiciado, quien tratando de desvirtuar el objetivo real de sus acciones, alegó que su propósito no era derrocar y desestabilizar al Gobierno Cubano, ya que un grupito de personas no lo pueden lograr; pero sus acciones demuestran que su afán era subvertir el orden interno de nuestra sociedad como paso previa para ello, de acuerdo con la estrategia trazada y orientada a través de la radioemisora que minutos tras minutos durante las veinticuatro horas del día difunden falacias en contra del Régimen Social Socialista establecido en el país; sin embargo, reconoció haber realizado todas y cada una de las actividades que se le imputan; y trata de justificar las distintas acciones que en contra de la revolución desarrolla desde el año mil novecientos noventa y siete, alegando no estar de acuerdo con las Leyes del País, para ocultar así, sus verdaderas intenciones de hacerle el juego a los enemigos de la Revolución, ya que todas las actividades realizadas por el y los grupúsculos a que ha pertenecido, coinciden plena e ineludiblemente con las orientaciones del Gobierno de Estados Unidos de América para subvertir el orden interno en nuestro país, par todas las vías posibles, mellar el prestigio de la Revolución y sus dirigentes, internacionalmente y así lograr su objetivo de asfixiar nuestro Estado por todas las vías; afirmación ésta que sustentamos can las pruebas testificales practicadas durante el proceso investigativo y ratificadas en el plenario, que por su espontaneidad, seriedad, y firmeza son acogidas como indubitadas por la Sala, por constituir testimonio fehaciente, y por demás, coincidentes con la aceptación expresa por parte del enjuiciado de las acciones que desarrolló durante ese período; las que analizadas de conjunto y valoradas integralmente con el resto de las pruebas documentales contenidas en el expediente, nos permiten arribar a la plena convicción de que los hechos acaecieron tales y como se han expuesto y que los mismos no tenían otro objetivo que subvertir el orden social socialista establecido en Cuba; las abundantes pruebas aportadas por la investigación, en lo esencial, los fundamentos del acta de denuncia, el acta de registro y de ocupación de innumerables documentos, la máquina de escribir, folletos, cartas, informes, revistas, denuncias falsas, volantes, listado de personas participantes en actividades contrarrevolucionarias, planillas, carneses, y fotos, como pruebas inequívocas de su participación en los hechos que se les atribuyen, avalados por los resultados de el Centro de Monitoreo de la radio enemiga obrantes a folios del cuarenta y cuatro al cuarenta y seis del expediente; el resultado del peritaje sobre investigación de textos manuscritos, firmas y textos mecanografiados; realizados por el Laboratorio Provincial de Criminalística, obrantes a folios desde el setenta y nueve al ochenta y cuatro del expediente, donde se certifica que las informaciones tributadas a "Radio Martí" en el período comprendido en el año dos mil dos fueron referidas al acusado CLARO SANCHEZ ALTARRIBA. Así como, que los textos mecanografiados fueron confeccionados en la máquina de escribir modelo americana, marca WOODSTOCK sin número de serie visible y que los manuscritos y las firmas mixtas plasmadas en ellos fueron realizadas por el acusado CLARO SANCHEZ ALTARRIBA, lo que demuestra que el mismo es el ejecutor directo de esas documentaciones.

TERCER RESULTANDO: Que el Ministerio Fiscal sostuvo como definitivas sus conclusiones acusatorias obrantes a fojas tres, cuatro, cinco y seis del rollo de la causa.

CUARTO RESUL TANDO: Que la defensa elevó a definitivas sus conclusiones acusatorias de fojas dieciséis y diecisiete del rollo de la causa.

PRIMER CONSIDERANDO: Que los hechos que se declaran probados integran, tres delitos previstos y sancionados en los artículos cuatro apartado uno, seis apartado uno y siete apartado uno de la Ley Ochenta y Ocho de mil novecientos noventa y nueve DE PROTECCION DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL Y LA ECONOMIA DE CUBA, puesto que conforme aparece de los mismos, el agente suministró directamente y mediante tercero a funcionarios y dependencia del Gobierno de Estados Unidos de América, informaciones para facilitar los objetivos de la Ley Helms Burton, el bloqueo y la guerra económica contra Cuba, encaminados a quebrantar el orden interno, desestabilizar el País y liquidar el Estado Socialista y la Independencia de Cuba; y con igual propósito acumuló, reprodujo y difundió materiales subversivos de sus dependencias, funcionarios y de entidad extranjera; y con esas mismas pretensiones colaboró con la radioemisora subversiva ":José Martí" enviándole noticias falsas sobre el acontecer político y social de nuestro País, las cuales fueron difundidas.

SEGUNDO OONSIDERANDO: Que es responsable de los tres delitos antes relatados y a él atribuidos, en concepto de autor, el acusado, CLARO SANCHEZ ALTARRIBA por haberlos realizado por sí mismo, de acuerdo con lo preceptuado en el artículo dieciocho apartados uno y dos a) del Código Penal.

TERCER CONSIDERANDO: Que en la comisión de los delitos concurre la circunstancia agravante de la responsabilidad penal, del artículo cincuenta y tres n) del Código Penal, porque el acusado cometió los hechos después de haber sido objeto de una advertencia oficial por la autoridad competente.

CUARTO CONSIDERANDO: Que la responsabilidad penal Ileva consigo la obligación de carácter civil de indemnizar los daños y perjuicios producidos por la acción, los que en este caso no son de apreciar

QUINTO CONSIDERANDO: Que para adecuar la medida de la sanción imponible la Sala tiene en cuenta los fundamentos establecidos en los artículos cuarenta y siete apartado uno, veintisiete, y cincuenta y cinco apartado uno, tres inciso c) del Código Penal, , la alta peligrosidad social de los hechos y del acusado, ya que cumpliendo las orientaciones emanadas del Gobierno de los Estados Unidos de América, difundidas, entre otros medias, por las radioemisoras subversivas, que desde ese territorio trasmiten un sin numero de horas al día de noticias falsas implementadas para orientar la política de ese gobierno para promover, organizar y dirigir a elementos contrarrevolucionarios dentro y fuera del territorio de la República de Cuba; quien por más de cuatro décadas ha invertido cuantiosos recursos financieros y materiales en la realización de innumerables acciones encubiertas con el objetivo de destruir la independencia y la economía de país utilizando para tales fines a individuos, como el acusado, reclutados dentro del Territorio Nacional, constituyendo una permanente y sistemática agresión contra la Independencia y Soberanía de Cuba., violatoria del Derecho Internacional y de las normas y principios que rigen las relaciones entre Estados; proclamándose como política de ese Estado contra la nación; hasta tal punto, que se han refrendado jurídicamente leyes que le dan legitimidad. Estas acciones no sólo han servido de aliento a los grupúsculos formados con personas antipatriotas como el acusado, sino que se emplea además, como pretexto para legitimar el bloqueo contra la nación, buscar su aislamiento internacional, y se utiliza como elemento propagandístico para la manipulación de la opinión pública internacional para intentar justificar una acción violenta, como pudiera ser una llamada “intervención humanitaria". Que el enjuiciado es una persona que mantiene una conducta social totalmente contraria a las normas y principio de la sociedad socialista, y activamente contrarrevolucionaria; reincidente genérico, de un delito que no ha sido despenalizado y que está vigente en el Código Penal Cubano; y que actividades subversivas como las desarrollada por él, demandan el deber ineludible de repeler las agresiones de que es objeto el pueblo de Cuba, con una respuesta penal acorde con la gravedad de los hechos.

FALLAMOS: Que debemos sancionar y sancionamos al acusado CLARO SANCHEZ ALTRARRIBA como autor de TRES DELITOS CONTRA LA PROTECCION DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL Y LA ECONOMIA DE CUBA, a DIEZ AÑOS DE PRIVACION [)E LIBERTAD por el delito del articulo CUATRO APARTADO UNO; CINCO AÑOS; DE PRIVACION DE LIBERTAD por el delito del artículo SEIS APARTADO UNO Y TRES ANOS DE PRIVACION DE LIBERTAD por el delito del artículo SIETE APARTADO UNO, todos de la Ley Ochenta y Ocho de mil novecientos noventa y nueve, DE PROTECCION DE LA INDEPENDENCIA NACIONAL Y LA ECONOMIA DE CUBA y como SANCION CONJUNTA Y UNICA A CUMPLIR, se le impone QUINCE AÑOS DE PRIVACION DE LIBERTAD, que cumplirá en un Establecimiento Penitenciario que designe el Ministerio del Interior, con la accesorias establecidas en los artículos treinta y siete apartados uno y dos y cuarenta y tres apartados uno y tres a) b) del Código Penal, consistente la primera en la de privación de derechos públicos, que comprende la pérdida del derecho al sufragio activo y pasivo, así como el derecho a ocupar cargos de dirección en los órganos correspondientes a la actividad político administrativa del Estado, en unidades económicas estatales y en organizaciones sociales y de masas por el término de la sanción impuesta.

En cuanto a la medida cautelar de prisión provisional impuesta al acusado, se ratifica, y se dispone que al hacer la liquidación de la sanción, se compute la preventiva sufrida.

En cuanto a lo ocupado, se dispone su comiso; que la máquina de escribir antigua de color negra marca WOODSTOCK, con cinta, sin número de serie visible, modelo americano, le sea entregada al Poder Popular de Santiago de Cuba, y se deja a su libre disposición. Y las seis fotos, los tres carneses y el bono de cotización, se dispone que queden unido al expediente como piezas de convicción. Se dispone la destrucción mediante el método de incineración de: ocho comprobantes de multas, dos diplomas, una agenda pequeña, cincuenta y cuatro folletos, tres revistas, ochenta y dos escritos y denuncias, dos actas, cuarenta documentos, cuatro volantes, veintinueve informes y de treinta y tres listados y plantillas.

Notifíquese esta resolución a las partes y remítase copia de la misma a los centros que proceda

Contra esta sentencia se puede interponer Recurso de Casación ante la Sala de los Delitos Contra la Seguridad del Estado del Tribunal Supremo Popular dentro de los tres días hábiles siguientes a la notificación de la parte que lo establezca

ASI POR ESTA, NUESTRA SENTENCIA, LO PRONUNCIAMOS, MANDAMOS FIRMAMOS.