Este portal es el eco del cubano que vive en la verdad.


Síntesis biográfica de Adolfo Fernández Saínz

Biografía dada el dia 2 de dic. de 2003

Adolfo Fernández Saínz nace en San Luis, Pinar del Río, el 30 de noviembre de 1948.
Graduado de Licenciatura en Lengua y Literatura Inglesa en la Universidad de la Habana. Cumplió misión internacionalista en Etiopía junto al entonces Héroe de la República, Comandante Arnaldo Ochoa durante tres años.
A su regreso trabajó durante más de 10 años en el Equipo de Servicio de Traductores e Intérpretes (ESTI), organismo perteneciente al Consejo de Estado. Durante este tiempo trabajó con numerosas personalidades de la cultura, el deporte y la política nacional e internacional. All Guiddings, Ted Turner, Mengistus Haile Marian, Robert Mugabe, Julius Nierere, miembros de la familia Rockefeller, Robert McNamara y Schlesinger fueron algunos de ellos.
Trabajó en eventos de carácter internacional como Cumbres de los No Alineados, el Festival Mundial de la Juventud y los Estudiantes y la Reunión Tripartita con motivo de los 30 Años de la Crisis de Octubre.
Durante el año 1987, se desempeñó en el Consejo Mundial por la Paz en Helsinki, Finlandia, y durante 1988 en la Organización de Naciones Unidas, en Nueva York.

Los 90´
Con los años 90 la Isla de Cuba experimenta una crisis socio - económica sin precedentes.
El discurso oficial del gobierno cubano no satisface sus expectativas, pues observa desde su posición de traductor que existe una enorme falta de correspondencia entre la versión que se le da al pueblo de la situación y la que él traduce para los altos dignatarios en los eventos internacionales.
Por esta fecha surge en nuestro país una enfermedad nunca antes vista en él, la Neuritis Óptica. Los pacientes sufren dolores en las articulaciones y pérdida de visión. Los médicos no daban ninguna explicación a los pacientes y la prensa oficial evade el motivo principal de la enfermedad que, no obstante, ya todos comentaban: avitaminosis.
Todo lo anterior fue conformando en él un descontento con la situación que estaba atravesando el país y la necesidad creciente de no hacerse cómplice de la mentira. Decir lo que piensa abiertamente, fuera del marco íntimo de sus familiares y amigos, se convierte en una necesidad imperiosa para él, aunque sabe que esto puede traerle pésimas consecuencias.
Tras advertir a su familia del paso que pensaba dar, expresó en una reunión en su centro de trabajo sus criterios. Dijo que no confiaba en la Dirección de la Revolución y en el manejo que estaban haciendo de la situación cubana. Las consecuencias eran previsibles. Fue separado de su centro de trabajo en muy poco tiempo.
A partir de este momento se vincula activamente al movimiento disidente con el que ya tenía algunos vínculos. Integra el Partido Solidaridad Democrática del cual pasa a ser posteriormente Secretario de Relaciones Internacionales. Se integra también al Sindicato de Trabajadores Independientes y al Colegio de Pedagogos. CONTINUA

Su dirección actual es: Adolfo Fernández Saínz: Prisión Provincial de Holguín. Carretera Central, Kilómetro 777. Compañía 6. Holguín 1 C.P. 80100
La dirección de su familia es:
Julia E. Nuñez Pacheco: Belascoaín #465 apartamento 19 entre Zanja y Salud. C. Habana C.P. 10300

Desterrado a España
Fecha de arribo: 20 de agosto de 2010.

ARTICULOS:

Grandeza de espíritu
Dama de Blanco se expresa desde España
Preso de la Causa de los 75 trasladado y engañado
Impiden a reo de conciencia recibir revista
Adolfo Fernández Saínz: Elogio del justo
Impiden recibir artículos a prisionero de conciencia
Fin satisfactorio de huelga de hambre
Abandonan huelga de hambre reos del Grupo de los 75
Huelga de hambre ante engaño en Canaleta
Reos de conciencia se declaran en huelga de hambre
En delicado estado de salud prisionero de conciencia
Testimonio de la visita familiar a Adolfo Fernández Sainz
Trasladan de prisión a prisionero de conciencia
Trasladan a prisioneros de conciencia
El puso el nombre de Patria
Piden libertad para disidente cubano enfermo
Deponen huelga de hambre prisioneros de conciencia en prisión de Holguín
Preocupa a familiares salud de presos en huelga de hambre
Golpiza, Celda de Castigo y Huelga de Hambre en la Prisión de Holguín
Periodista preso se declara en huelga de hambre
En huelga de hambre Adolfo y Alfredo en protesta por golpiza propinada a Arnaldo
Actualización sobre la situación de Adolfo Fernández Sainz
Adolfo

Delicado estado de salud de periodista independiente encarcelado
La familia de Adolfo Fernández Sainz preocupada por su pérdida de peso
Denuncian atraso en la entrega de calendario de visitas a reos de conciencia
Trasladado al hospital de la cárcel de Combinado del Este
Chequeo médico sin tratamientos para Adolfo Fernández Sainz
Preocupa a familiares situación de prisionero de conciencia
Niegan literatura religiosa a Fernández Saínz en prisión de Holguín
Mercenarios o periodistas independientes
Situación actual de Adolfo Fernández Saínz
Inaugura cátedra de estudios políticos el Partido Solidaridad Democrática
¡Levanten la voz ahora mismo!

Golpean brutalmente a prisionero de conciencia

Un disidente tuvo que ser trasladado al hospital
Brutalmente golpeado Fernández Saínz
Fidel Castro juega con la verdad
Inaugurada exitosamente la biblioteca Adolfo Fernández Saínz de Estocolmo

Causa # 12 : Documento de Sentencia
Otros sentenciados en esta causa: Martha Beatriz Roque Cabello, Arnaldo Ramos Lauzerique, Nelson Molinet Espino, Mijail Barzaga Lugo y Nelson Alberto Aguiar Ramírez.

 

Grandeza de espíritu

Adolfo Fernández Saínz

22 de agosto de 2010

Madrid, España – www.PayoLibre.com – Estoy sencillamente abrumado con el cariño y la solidaridad de que hemos sido objeto en esta querida España. Es como si quisieran borrar con sus gestos de amor todo el odio que recibimos en las prisiones y en las calles de nuestra Cuba.

Tenemos que dar muchas gracias a Dios por todo, porque hemos podido salir de la prisión y de la opresión a la que nos tenía sometidos el régimen. También muchas gracias a ESPAÑA, al gobierno español, a la Iglesia católica cubana por su mediación, a Guillermo Fariñas por su heroica huelga de hambre y de sed, y resaltar en este momento la memoria de nuestro mártir hermano Orlando Zapata Tamayo, que dio su vida por nuestra libertad y por la dignidad de todos los presos cubanos. También quiero agradecer a la prensa internacional, que ha realizado una magnífica labor de divulgación de nuestra realidad, y a todos los cubanos buenos en muchas partes del mundo que no se han olvidado de nuestra querida patria.

Una palabra muy especial para las Damas de Blanco. Yo le contaba al amigo Raúl, el Rey de la solidaridad, que si me hubieran dicho hace cuatro meses que íbamos a estar en España, sencillamente no lo hubiéramos creído. Y le comentaba que no se me olvida que el día 25 de abril las Damas de Blanco fueron víctimas de un miserable acto de repudio a manos de las hordas castristas. Los muy canallas se dividieron en dos grupos para poder seguir hostigando a siete infelices mujeres a tiempo completo, mientras una parte iba a refrescar con jugos de frutas los otros seguían insultando a nuestras hermanas. Al día siguiente, lunes 26, era mi aniversario de bodas, y cuando llamé a mi esposa por la mañana no sabía si felicitarla por nuestro aniversario o preguntarle si estaba viva o muerta por todo lo que les habían hecho. Fueron momentos terribles, de muchísima impotencia, de tener ganas de estallar de una vez.

Y resulta que unos días después, el primero de mayo, cuando hablé con mi esposa por la mañana me dijo que el cardenal Ortega las había convocado a una reunión a las siete Damas que habían sido víctimas del bochornoso acto de repudio el día 25, y yo decía que cómo era posible que en un primero de mayo, con la ciudad totalmente paralizada por el acto político, él insistiera en que tenía que ser en esa fecha. A mí me llamó mucho la atención y le concedí una enorme importancia, y viniendo de la Iglesia aquello no podía ser para nada malo, pero no quise adelantarme en la esperanza por temor a sufrir una decepción. Después mi esposa me informó de la reunión y ese fue el primer rayo de luz en el túnel del horror. Y ya lo vemos, unos meses después estamos en un país libre y rodeados de amigos que no cesan de darnos muestras de cariño.

Qué puede pensar un preso político cubano condenado a quince años de prisión cuando su propia esposa se dispone a salir a la calle a reclamar su libertad en medio de una tiranía como aquella. Lo que han hecho las Damas de Blanco es increíble. Es una de las páginas más hermosas que ha escrito la mujer cubana en toda nuestra historia. Un día las llamé cuando estaban reunidas en casa de Laura en los días en que se cumplían siete años de nuestro encierro y hablé con Alejandrina de la Riva, esposa del preso político Diosdado González Marrero, y le comentaba que lo que ellas estaban haciendo era más de lo que había hecho nadie en términos de lucha cívica y pacífica en Cuba, y le preguntaba cómo se les había ocurrido todo aquello, y ella me contesto, Adolfo, es que no tuvieron en cuenta el amor. ¡Qué grandeza de espíritu!

Ellas han escrito un página imborrable de nuestra historia, y su labor cívica y pacífica trasciende nuestras fronteras. Dondequiera que se luche pacíficamente por la libertad de un preso, por la dignidad de todos los presos, ellas son un ejemplo y una referencia. En mi caso dirán que la recomendación viene de muy cerca porque yo soy parte interesada en esto siendo mi propia esposa una de ellas, pero en mi opinión ellas han estado a la altura de un Martin Luther King, de un Mahatma Gandhi o de las Madres de la Plaza de Mayo.

 

Dama de Blanco se expresa desde España

22 de agosto de 2010

Julia Núñez Pacheco, esposa del ex prisionero de conciencia recién desterrado, Adolfo Fernández Sainz, se expresó desde Madrid, España, ayer 21 de agosto, lo siguiente:

Aprovecho en esta charla con Rey Raúl para dar gracias, y para pedir una vez más la libertad de todos los presos que aún quedan en las cárceles en Cuba, bajo los garrotes de la dictadura cubana.

Hago un llamamiento al mundo sobre la situación de Reina Luisa Tamayo, madre del héroe cubano Orlando Zapata Tamayo, por su precaria situación de acoso y desesperación.

Y a mis Damas de Blanco… que las tengo en mi corazón, y espero nos reunamos en libertad. A mis hermanas Laura, Berta, Loyda, Lidia, Maritza y Blanquita, a todas en general, aunque no las mencione una a una, seguimos juntas en la lucha.

Un abrazo fuerte al pueblo español.

Soy muy agradecida… mi alegría de estar en libertad junto a mi esposo, Adolfo y mi único hermano.

Estamos firmes…
Julita

 

Preso de la Causa de los 75 trasladado y engañado
María Benjumea

22 de junio de 2010

Sevilla, España – www.PayoLibre.comAdolfo Fernández Saínz, que cumplía una condena de 15 años en la prisión de Canaleta, en Ciego de Ávila, fue trasladado la semana pasada a la prisión Combinado del Este, en La Habana, próxima al domicilio familiar.

Su esposa, la Dama Julia Núñez, denuncia que un envío de medicinas de dos kilos desde España fue abierto en la Aduana: se sustrajeron los medicamentos que ella había solicitado como necesarios, y se respetaron los fármacos más generales que el donante había añadido por su cuenta. La conclusión lógica de expertos en el tema es que la Seguridad del Estado interceptó la comunicación telefónica y escuchó a Julia detallando lo que necesitaba.

El traslado de Adolfo Fernández Saínz ha resultado en pérdida de algunos derechos que disfrutaba en Canaleta. Su tiempo de teléfono se le ha reducido; su esposa no puede enviarle una carta porque aún no le han concretado la ubicación de su celda; las visitas familiares se le han espaciado aún más.

Al Sr. Fernández Saínz se le ha requisado en varias ocasiones literatura que su esposa o sus amigos le han enviado, incluso revistas religiosas.

El 18 de mayo de 2010 se publicó una carta colectiva de los presos de conciencia de Canaleta a la Unión Europea, firmada también por Fernández Saínz, donde reclamaban a la UE un mayor compromiso con los derechos humanos en Cuba, más allá de la Posición Común.

Adolfo es Licenciado en lengua y literatura inglesa y fue traductor en las Naciones Unidas. Es uno de los tantos presos de conciencia de alta formación académica.


La información para redactar esta nota provino de un cubano en España que apoya a Adolfo Fernández Saínz y desea permanecer en el anonimato.

 

Impiden a reo de conciencia recibir revista
Pedro Argüelles Morán, prisionero de conciencia

8 de enero de 2010

Prisión Provincial de Canaleta, Ciego de Ávila, Cuba - Este 5 de enero el prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz, integrante del Grupo de los 75, tuvo visita familiar en la Prisión Provincial de Canaleta, en Ciego de Ávila, y el oficial de la policía política no le permitió recibir una revista que su esposa le trajo, alegando que estaba "muy fuerte".

La revista en cuestión es Espacio Laical, publicación del Consejo Archidiocesano de Laicos de La Habana, Año 5, No.3, 2009; que es una publicación de la Iglesia Católica Cubana, y en este número son temas interesantes, referidos a: el debate público, a la reconstrucción de un país roto, el tema de la Casa Cuba, nuestra Casa Cuba.

Acompañaba a la esposa de Adolfo Fernández Sainz el ciudadano Antonio Femenía Echemendía, de Ciego de Ávila y no le permitieron entrar a la Prisión de Canaleta.

Ciego de Ávila, 7 de enero de 2010.
De la mesa de trabajo de Martha Beatriz Roque Cabello

 

ADOLFO FERNÁNDEZ SAÍNZ: ELOGIO DEL JUSTO

Rolando Cartaya

7 de diciembre de 2009

El justo florecerá como la palmera; crecerá como cedro en el Líbano.
Salmo 92:12

“Trae niño y trae jaba. Si niño pesa mucho, deja niño y trae jaba”. Así dice el Telegrama del Preso a su Esposa, un viejo cuento carcelario que confirma la regla de que el presidio, como escribiera Martí, seca de mes en mes el alma del condenado.

El presidio político, sin embargo, no ha podido con el alma de Adolfo Fernández Saínz. Y no porque Adolfo sea un héroe --que para mí lo es-- sino porque un día decidió seguir a Cristo y desde entonces nunca se ha soltado de su mano.

Hace poco, a principios de noviembre, su esposa, Julia, denunció que las autoridades de la prisión de Canaleta no le habían dejado pasar una sudadera para el frío y dos publicaciones católicas que le llevaba en la jaba. Julia, inquieta por su salud, rogó que al menos le dejaran pasar la prenda de abrigo. Pero sé que si Adolfo hubiese podido escoger, habría optado por la literatura. En septiembre del 2008 estuvo quince días en huelga de hambre --una entre tantas que ha cumplido en prisión-- para exigir su derecho a calmar la sed del espíritu.

Entiendo bien a Adolfo porque estuve preso, soy cristiano, y me honro de haber sostenido con él una fructífera relación de trabajo; él, en Cuba como comentarista de la agencia independiente Patria; yo, aquí en Miami como conductor del espacio “Sin Censores ni Censura” de Radio Martí. Poco a poco me di cuenta de que, aunque no nos habíamos visto las caras, sentía por él el aprecio y la afinidad que sólo se sienten por un viejo amigo.

Por compartir sus claves entendí también por qué a pesar de contar con un cómodo empleo como intérprete y traductor del Consejo de Estado --trabajó entre otros con McNamara, Schlesinger y los dictadores africanos Mengistu y Mugabe-- en una reunión de trabajo en los 90, cuando todo el país era un sálvese quien pueda, desmintió las excusas de Estado que ocultaban que la epidemia de neuritis óptica tenía una sola causa: la desnutrición.

De su vocación periodística sólo diré lo que pensaban sus adversarios: “Es uno de los más agudos analistas políticos del enemigo”, comentó uno de ellos, citado por el colega Juan González Febles.

En su largo confinamiento –en marzo se cumplirán siete años, y aún no llegará a la mitad de su sentencia-- Adolfo Fernández Saínz ha conocido la saña de los atormentadores de su cuerpo (al espíritu del justo, Dios le pone alas). Incómodos con tanto despliegue de dignidad, en una ocasión enviaron a un preso común para que lo golpeara.

¡Qué poco conocen a los seguidores del Nazareno!

http://tintainfelizmierdaflorida.blogspot.com/2009/12/dos-mas-dos-son-75.html

 

Impiden recibir artículos a prisionero de conciencia
Manuel Guerra Pérez

6 de noviembre de 2009

La Habana – www.PayoLibre.com – Al prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz le fue impedido recibir un mono (prenda de vestir en que camisa y pantalón forman una sola pieza), un periódico El País y dos revistas católicas en la visita que le realizara su esposa al centro penitenciario de Canaleta, en Ciego de Ávila, el pasado 3 de noviembre.

Según su esposa, Julia Núñez, el mono que le fue impedido obtener a Fernández Saínz, de 60 años de edad, perteneciente a la Causa de los 75, tenía el propósito de protegerle de la temporada invernal que se avecina.

Agregó Julia Núñez, que el oficial que le impidió la entrega de los artículos a su esposo le comentó que la medida la ordenaba el jefe del penal.

Adolfo Fernández Saínz, quien ejercía como periodista, fue condenado a 15 años de prisión en la ola represiva del 2003.

 

Fin satisfactorio de huelga de hambre

Joana Fernández Núñez

24 de septiembre de 2008 – PayoLibre

En la mañana de ayer martes 23 de septiembre las autoridades de la prisión de Canaleta, Ciego de Ávila, entregaron las publicaciones de contenido religioso que habían sido retenidas desde el martes pasado a Adolfo Fernández Sainz.

Los prisioneros de conciencia Fernández Sainz, Pedro Argüelles Morán y Antonio Díaz Sánchez dieron por concluida exitosamente la huelga de hambre que emprendieron por este motivo el pasado viernes, 19 de septiembre.

Julia Núñez, esposa del periodista independiente Fernández Sainz, recibió la confirmación de parte del mismo en conversación telefónica en la tarde de ayer martes.
Queremos agradecer a todas las organizaciones y/o personas que nos apoyaron en la divulgación de esta situación y nos mostraron su apoyo y solidaridad.

Las huelgas de hambre son un recurso muy extremo que utilizan los hombres dignos cuando no se les deja ningún otro medio para apelar por los vejámenes que reciben. Sus consecuencias en la salud de los huelguistas son irreversibles, así mismo el sufrimiento de los familiares.

La causa original de protestas como esta radica en el injusto encarcelamiento de que son víctimas estos miembros de la sociedad civil cubana desde marzo del 2003, en las delirantes condenas, los cientos de kilómetros de separación de sus familias y otros tantos vejámenes a que están sometidos día a día hace cinco años y medio.

Hago un llamado al gobierno de Raúl Castro para que restaure la libertad de los prisioneros de conciencia cubanos de la Primavera de Cuba aún en prisión, así como de todos los presos políticos cubanos.

Joana Fernández Núñez, hija del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Sainz.

 

Abandonan huelga de hambre reos del Grupo de los 75
Juan Carlos Gonzáles Leiva

24 de septiembre de 2008

La Habana – www.PayoLibre.com – Los prisioneros de conciencia del Grupo de los 75, Pedro Argüelles Morán, Adolfo Fernández Saínz y Antonio Ramón Díaz Sánchez, abandonaron la huelga de hambre en la prisión provincial de Canaleta, en Ciego de Ávila, informó Fernández Sainz por teléfono el pasado 22 de septiembre en horas de la noche, y aclaró que altos oficiales de inteligencia prometieron la devolución de toda la literatura.

Según el prisionero de conciencia, la protesta comenzó el viernes 19 por el mediodía, después que los militares se apropiaron de la literatura que su esposa le llevó. Argüelles Morán y Díaz Sánchez se unieron a la huelga en apoyo, pues consideraron que era un abuso.

El problema comenzó el martes después de la visita familiar cuando las autoridades se quedaron con los periódicos españoles y literatura eclesiástica y le mandaron a decir que eso no está permitido tenerlo en el centro carcelario, concluyó Fernández Saínz.

Los tres prisioneros de conciencia fueron encarcelados en marzo de 2003; extinguen largas condenas por defender los derechos humanos.

Centro de Información del Consejo de Relatores de Derechos Humanos de Cuba.

 

Huelga de hambre ante engaño en Canaleta

Joana Fernández Núñez

23 de septiembre de 2008 – PayoLibre

Las autoridades de la Prisión de Canaleta en Ciego de Ávila encontraron una forma adicional de molestar a los prisioneros de conciencia.

Cuando Julia Núñez, esposa de Adolfo Fernández Sainz salió de su visita familiar el martes 16 de septiembre dejó la literatura religiosa, cartas y fotos personales destinados a su esposo en manos de un militar bajo el engaño de que serían entregados posteriormente al prisionero. Ya de regreso a La Habana, en conversación telefónica con Adolfo, supo que no le habían entregado nada.

Los prisioneros de conciencia de la Primavera de Cuba Adolfo Fernández Sainz, Pedro Argüelles Moran y Antonio Díaz Sánchez se encuentran en huelga de hambre desde el pasado viernes 19 de septiembre del 2008, todos por el mismo motivo.

El engaño como de costumbre tiene sabor a burla: la persona encargada de la entrega estaba de vacaciones, le dijeron a él. Tras desgastantes reclamos en prisión Adolfo recibió la correspondencia personal, pero no la literatura religiosa: se le informó que esta temática les está vedada.

No hay noticias de un cambio en las relaciones Iglesia-Estado. Tampoco las publicaciones han modificado su contenido socio-religioso habitual. Se trata entonces del mismo sádico guión estructurado por las autoridades carcelarias para jugar a las provocaciones con prisioneros cuya estatura moral no les permite corromperlos. Esta situación es una forma de tortura adicional a hombres injustamente privados de libertad hace ya cinco años y medio.

Es relevante indicar que hay un nuevo "reeducador" en la prisión. Este es el término que utilizan las autoridades para quien es encargado de adoctrinar en el galimatías castrista a quienes se lo permiten.

Trátese de un intento individual del mismo por resaltar en su nuevo puesto o de una orden superior de la Seguridad del Estado, este trato está poniendo en riesgo la integridad física de estos hombres de entre 50 y sesenta años de edad, arbitrariamente sacados de sus familias y enviados a cientos de kilómetros de las mismas por pensar y expresar públicamente sus opiniones políticas.

Adolfo Fernández Sainz tiene 60 años de edad, padecimientos de hipertensión arterial, hipertrofia prostática, enfisema pulmonar y se encuentra 20 libras por debajo de su peso habitual.

Responsabilizamos a las autoridades carcelarias y a la Seguridad del Estado de cualquier trastorno que pueda sufrir su integridad física.

 

Joana Fernández Núñez es hija del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Sainz

Reos de conciencia se declaran en huelga de hambre
Lázaro J. Alonso Román

23 de septiembre de 2008

La Habana – www.PayoLibre.com – Los prisioneros de conciencia Adolfo Fernández Sainz, Antonio Díaz Sánchez y Pedro Argüelles Morán se declararon en huelga de hambre el pasado 19 de septiembre en la prisión provincial de Canaleta, en Ciego de Ávila, informó vía telefónica el último de los mencionado.

Argüelles Moran dijo, que la policía política incautó periódicos españoles y una carta de la organización no gubernamental holandesa Pax Christi a su hermano de causa Adolfo Fernández Sainz.

“No estamos dispuesto a aceptar, ni permitir que se nos viole el derecho de la información, como si no fuéramos seres humanos", concluyó Argüelles.

Antonio Díaz Sánchez, Pedro Argüelles Morán y Adolfo Fernández Sainz pertenecen al Grupo de los 75 sancionados durante la ola represiva del 2003, a largas e injusta sanciones.

Lázaro J. Alonso Román Ejecutivo Nacional del Presidio Político Pedro Luis Boitel.

 

En delicado estado de salud prisionero de conciencia
Tania Maceda Guerra

22 de agosto de 2007

La Habana – www.PayoLibre.com – El prisionero de conciencia Juan Adolfo Fernández Sainz se encuentra en delicado estado de salud en la prisión provincial de Canaleta en Ciego de Ávila.

Fernández es hipertenso crónico, tiene un quiste en un riñón, enfisema pulmonar, hiperplasia prostática de primer grado y sifoescoliosis dorsolumbar. Con la excepción de esta última, todos los padecimientos han sido adquiridos en la prisión.

Adolfo Fernández Saínz, de 58 años, es periodista independiente y miembro del Consejo de Relatores de Derechos Humanos de Cuba. Fue condenado a 14 años de cárcel durante la ola represiva de marzo de 2003, en el grupo de los 75.

Su familia reside en Belascoaín #465 apto. 19 e/ Zanja y Salud, Ciudad Habana, Cuba.


Testimonio de la visita familiar a Adolfo Fernández Sainz
Por Julia Núñez y Joana Fernández

9 de enero de 2006

La Habana – www.PayoLibre.com – El pasado viernes 6 de enero correspondió la visita familiar a Adolfo Fernández Sainz en la provincia de Ciego de Ávila, Prisión Provincial Canaleta.

Al llegar a la institución nuestro primer encuentro fue con un militar que se identificó como oficial de la Seguridad del Estado y dijo llamarse Daniel. Este nos condujo a un local abierto donde junto a tres militares más y en presencia de todo el que pasaba por aquel lugar público, revisaron la correspondencia, literatura y alimentos destinados a Adolfo.

Luego fuimos conducidas a un local con una mesa de cemento y un sofá de madera desvencijado donde se produciría el encuentro familiar. Unos minutos antes de comenzar la visita se presentó el Jefe de Servicios médicos del penal quien en nuestra presencia le explicó a Adolfo la dosis que debía tomar para continuar con el tratamiento de su padecimiento de hipertensión arterial.

Adolfo le comunicó que está padeciendo un adormecimiento en una pierna, lo cual el médico adjudicó a un trastorno circulatorio y le indicó un medicamento que se comprometió hacerle llegar posteriormente.

La visita familiar transcurrió durante las dos siguientes horas. Encontramos que Adolfo ha perdido peso desde la ultima vez que lo vimos un mes atrás, recién trasladado a dicho penal por lo que está nuevamente muy delgado. El nos explicó que le repugna comer por el sinnúmero de moscas que se posan en su bandeja antes de que él logre llegar a ella y que pululan por todo el lugar.

Al terminar la visita fuimos conducidas a una oficina. Allí una militar revisó los maletines, ya vacíos, que llevábamos de vuelta. Pero para nuestra sorpresa eso no fue todo.

En este punto, nos pidió en una forma extrañamente gentil que necesitaba quedarse a solas con una de las dos. Dos militares hombres que hasta ese momento habían estado en la oficina salieron de la misma. Sin más explicación procedió a cerrar todas las ventanas.

Finalmente manifestó su objetivo: “era necesario hacer una requisa personal” (o sea, que nos desnudáramos). Tanto una como la otra le respondió terminantemente que no.
La militar salió de la oficina visiblemente molesta, vociferando que iba a llamar a otro guardia. Tras unos minutos llego el responsable de la Seguridad del Estado. Le preguntó a la militar si ya había “terminado con nosotras” y repetimos nuestra decisión de negarnos a la mencionada “requisa”. Tras lo cual dijo que podíamos irnos.

No hay derecho a que una institución carcelaria someta a semejante petición a los familiares de los prisioneros en una visita de carácter familiar y mucho menos al término de la misma. Consideramos este trato degradante e indigno y estamos dispuestos (tanto Adolfo como nosotras) a renunciar a la posibilidad de vernos si semejante atropello fuera un requisito para ello.

Queremos dar a conocer lo que ha sucedido tanto al resto de los familiares de los prisioneros de conciencia para que, conscientes de sus derechos, estén prevenidos de las desagradables sorpresas que pueden encontrar en una prisión a visitar a un familiar, así como también a todo el pueblo de Cuba y a la opinión pública internacional.

Julia Núñez (esposa del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Sainz)
Joana Fernández (hija del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Sainz)


Trasladan de prisión a prisionero de conciencia

CIEGO DE ÁVILA, Cuba - 8 de diciembre (Antonio Feminías, Agencia Patria / www.cubanet.org) - El pasado lunes fue trasladado desde la prisión Cuba Sí, en la provincia Holguín, al centro penitenciario Canaleta, en Ciego de Ávila, el prisionero de conciencia, Adolfo Fernández Sainz, quien fuera condenado a 15 años de privación de libertad en marzo de 2003 en la conocida causa de los 75.

Fernández Sainz, que en el momento de su detención ejercía el periodismo independiente como miembro de la Agencia Patria, es también una prominente figura dentro del Partido Solidaridad Democrática, y ha participado activamente en la Mesa de Reflexión y Diálogo, donde un grupo de cubanos trabaja para encontrar una solución a la problemática cubana. El también licenciado en lenguas extranjeras está nominado al Premio Libertad 2006 que entrega anualmente la Internacional Liberal.

Adolfo Fernández, de 58 años, padece de hipertensión arterial, hipertrofia prostática, quiste en un riñón, enfisema pulmonar y artrosis generalizada. Debe señalarse que aparte de la atención para controlar su presión arterial, Fernández no recibe atención médica para aliviar las enfermedades que padece.


El puso el nombre Patria

Manuel Vázquez Portal
Nov. 20, 2005

El puso el nombre Patria a su agencia de periodistas independientes. Quería ser honrado, honrando. Y si de honra se trata, todo cubano empieza por Martí. Y recordé aquel periódico que sirvió de tribuna al apóstol de la independencia de Cuba. Y no podía ser de otra manera. Adolfo Fernández Saínz es un hombre de profunda cubanía, de honda raíz martiana, de inquebrantable apego a la verdad. Cuando lo conocí descubrí también que era una persona decente, respetuosa, civilizada, culta. No había en su actitud razón alguna para que un tribunal lo condenara a 15 años de prisión.

Pero en Cuba no hay tribunales justos, ni jueces pundonorosos, ni leyes verdaderas. Sólo un gobernante absoluto erigido sobre todos los poderes del estado que, con irreflexivos bandos militares, manda legitimar sus caprichos, testarudeces y desvaríos. Si desea prohibir la desnudez de las estrellas, allá van sus alabarderos a vestirlas. Si desea el silencio de los ángeles, allá van sus sicarios a zurcir cremalleras a los labios. Si desea aplausos y alabanzas, allá van sus genuflexos vasallos a romperse las manos, las gargantas.

Y los administradores obedecen, y los legisladores obedecen, y los alguaciles obedecen. Porque el absoluto es quien nombra administradores, quien ubica legisladores, quien ordena alguaciles. Y si no le son leales --sabuecillos inútiles-- manda decapitarlos. Y un hombre como Adolfo Fernández Saínz, que sabe contemplar la desnudez de las estrellas, no permite le coloquen pestillos en la boca, ni acepta arrodillarse ni aplaudir, se queda sin defensa y va a pudrirse en los calabozos de un país que de rejas tiene sus fronteras.

Más de 600 kilómetros deben recorrer desde su hogar hasta la cárcel Julia y Joana para llevarle un abrazo, alivio y golosinas. Julia lo eligió para amarlo como esposo. A Joana se lo regaló Julia para que lo honrara como padre. A Cuba se le ofreció él para servirla. Y es que Adolfo Fernández Saínz no concibe vivir sin Dios, sin familia y sin patria. Por la familia es que ha vivido y por la Patria que ha sufrido.

Un día me lo presentaron y supe que iba a ser mi amigo. Eran los días tropelosos, inciertos en que los gérmenes de la prensa independiente cubana mostraban sus primeros brotes. No hablamos de la pobreza en que se hundía el país. No hablamos de los presos que se consumían en las cárceles cubanas. No hablamos de la falta de libertades. Conversamos sobre el modo en que podríamos evitar el hambre, las cárceles, el totalitarismo. Supe que existía otro al cual no le gustaba refocilarse en los padeceres, sino enfrentarlos y erradicarlos. Nos dimos la mano convencidos de que marcharíamos juntos, y si era necesario, padeceríamos juntos.

El tiempo nos unió. Marchamos juntos, juntos padecimos la brutalidad de la conjura gubernamental. Encontrarnos era un ágape. Soñábamos. Reíamos. Planeábamos el futuro. Julita y Yolanda comadreaban alegres. Elogiaban los adelantos de Joana, su hija, y de Gabriel, el nuestro. Nos miraban, quizás, con admiración. Creían que podríamos. Y pudimos. Y podremos. Pudimos porque fuimos libres a pesar de las mordazas. Podremos porque hemos sido libres a pesar de las cárceles. Una vez más fracasó el odio. Tuvo que encerrarnos para doblegarnos, y no lo ha conseguido.

Adolfo Fernández Saínz, aún en la cárcel, es indomable. Allí conserva su profunda cubanía, su honda raíz martiana, su inquebrantable apego a la verdad. La lobreguez de su celda no impide que lea y se cultive, que alabe a Dios y ame a su familia. La lobreguez en que vive la patria no le impide luchar con decencia. El no acude a la estulticia de que se vale el gobierno para condenarlo. Aprendió con Martí a ser honrado. Porque un hombre que dice lo que piensa, lo defiende y sufre dignamente por ello, es un hombre honrado. No le hacen falta trampas y mentiras. El vencerá la cárcel, la sombra, los embustes. Julita y Joana, Yolanda y Gabriel lo mirarán admirados, ya sin quizás. Habrá podido. Yo estaré para abrazarlo.

© 2005 El Nuevo Herald and wire service sources. All Rights Reserved.
http://www.miami.com

PIDEN LIBERTAD PARA DISIDENTE CUBANO ENFERMO

1 de septiembre del 2005

El miembro de la Sociedad Internacional por los Derechos Humanos, Wilhelm H. Ludwig, le envió una carta al dictador Fidel Castro, intercediendo por el periodista independiente preso Adolfo Fernández Saínz.

Ludwig dice en su carta que Fernández Saínz, oponente pacífico al régimen castrista, fue sentenciado a 15 años de prisión en marzo del 2003, y fue encarcelado en Holguín, a 700 kilómetros de distancia de su esposa Julia Núñez y de su hija Joana Fernández.

El periodista ha perdido 25 libras de peso, y padece de hernia hiatal, un quiste en un riñón, enfisema pulmonar, hipertrofia prostática, artrosis y alta presión arterial.

A pesar de ese diagnóstico, Fernández Saínz no ha sido hospitalizado, y actualmente cumple una huelga de hambre, como protesta por el castigo dado a otro preso político, Arnaldo Ramos Lauzerique.

También Ludwig agrega que hace aproximadamente un año, le dieron un golpe en la cabeza a Fernández Saínz, que lo mantuvo inconsciente durante 15 minutos, y por todos esos motivos, le pide a Castro que ponga en libertad al prisionero.

Nota: la huelga terminó el 27 de agosto.

www.MartiNoticias.com

Deponen huelga de hambre prisioneros de conciencia en prisión de Holguín
Por Joana C. Fernández

31 de agosto de 2005

La Habana – www.PayoLibre.com – El sábado 27 de agosto, tras una semana en huelga de hambre, Arnaldo Ramos Lauzerique, Alfredo Domínguez Batista, Luis Cabrera Ballester (un preso político de Holguín que no es de los 75), y Adolfo Fernández Sainz terminaron la misma cuando supieron que ya Arnaldo había sido sacado de la celda de castigo.

Arnaldo había sido enviado a la celda de castigo tras haber sido agredido físicamente por Pérez Pérez, un militar que lo llevó al teléfono.

Hoy miércoles Arnaldo y Adolfo se comunicaron telefónicamente con sus familias y dijeron estarse recuperando.

Arnaldo no fue sacado de la celda de castigo antes de tiempo pero estos prisioneros de conciencia de Holguín lograron denunciar este abuso y darlo a conocer al mundo. Gracias a todos los que colaboraron con que esta injusticia no fuera acallada.

Golpiza, Celda de Castigo y Huelga de Hambre en la Prisión de Holguín
Por Joana C. Fernández

24 de agosto de 2005

La Habana – www.PayoLibre.com – En la Prisión Provincial de Holguín los prisioneros de conciencia del grupo de los 75, Adolfo Fernández Sainz, Arnaldo Ramos Lauzerique y Alfredo Domínguez Batista son trasladados cada miércoles, de uno en uno, bajo constante custodia militar a efectuar la llamada telefónica de 25 minutos que les corresponde semanalmente.

El pasado miércoles 17 de agosto, mientras Adolfo Fernández Saínz conversaba con su familia, le dijo a ésta que llamara a la esposa de Arnaldo Ramos Lauzerique y que le dijera que había ocurrido un incidente con la llamada de Arnaldo que precisamente en ese instante estaba pasando frente a el gritando... La comunicación fue interrumpida en ese punto. Adolfo no pudo terminar de explicar lo que estaba sucediendo.

Los familiares de estos prisioneros supieron posteriormente, a través de varias informaciones que lograron filtrarse desde la prisión, que Arnaldo intentó aproximarse a Adolfo para explicarle lo ocurrido pero que no se le permitió. Esto suscitó una discusión con el militar de apellido Pérez Pérez, el cual ocupa el cargo de “reeducador” de Arnaldo. Tras esto el militar propinó una golpiza a Arnaldo Ramos, prisionero de conciencia de 63 años.

En estos momentos Arnaldo Ramos Lauzerique se encuentra en celda de castigo. Arnaldo y sus compañeros de causa Adolfo Fernández Saínz, Alfredo Domínguez Batista, así como otro preso nombrado Luis, sobre el que se desconocen otros datos, han comenzado una huelga de hambre desde el pasado día 19 en protesta por este abuso y hasta tanto se saque a Arnaldo de tan injusto castigo.

Los familiares de los mismos se encuentran muy preocupados dado la edad avanzada de Arnaldo y Adolfo y su estado de salud.

Adolfo Fernández Sainz de 57 años se encontraba previo a esta situación muy por debajo de su peso habitual. Padece de numerosas enfermedades: (Hipertrofia Prostática grado I, Hipertensión crónica, Doble Sistema Pielocalicial en un riñón, Hernia Hiatal, Artritis, Enfisema Pulmonar y Besfaritis) adquiridas mayoritariamente en prisión. Las mismas le fueron diagnosticadas el pasado año, durante un chequeo médico para el cual fueron trasladados todos al hospital C. J. Finlay en Ciudad de la Habana, sin que tras el diagnóstico se le hospitalizara. Muy por el contrario, fue enviado nuevamente a la provincia de Holguín 700 kilómetros distante de sus familiares.

Las irregularidades con las llamadas no son nada nuevo en la Prisión Provincial de Holguín. Anteriormente estos prisioneros les han intentado contar los minutos de la llamada desde el momento en que son recogidos en sus compañías, varios metros distantes del teléfono en vez de contarlos desde el momento en que se establece la comunicación, lo cual ha traído varias discusiones. También han interrumpido abruptamente varias llamadas familiares cuando la conversación tomaba un rumbo que ellos consideraban incorrecto.

Tras más de dos años de encierro, estos prisioneros injustamente condenados a más de una decena de años, no sólo no han sido liberados, hospitalizados según sus padecimientos o tan siquiera acercados a sus lugares de residencia, sino que cada vez se recrudece, diversifica y sofistica más la represión contra ellos.


Periodista preso se declara en huelga de hambre

Comité para la Protección de los Periodistas.

Nueva York, 24 de agosto de 2005-El Comité para la Protección de los Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés) está sumamente preocupado por el estado de salud del periodista preso Adolfo Fernández Saínz, quien se declaró en huelga de hambre la semana pasada en protesta por el maltrato de que fue objeto otro disidente preso.

Fernández Saínz comenzó la huelga de hambre el viernes pasado, tras enterarse de que el disidente preso Arnaldo Ramos Lauzerique había sufrido una golpiza a manos de un oficial de la prisión el 17 de agosto y luego había sido trasladado a una celda de castigo, informó la hija del periodista, Joana Fernández Núñez. Fernández Saínz continuará la huelga de hambre hasta que saquen a Ramos Lauzerique de la celda de castigo.

Fernández Saínz, de 57 años de edad y uno de los 24 periodistas independientes cubanos que se encuentran encarcelados, se encuentra en la Prisión Provincial de Holguín, en la provincia oriental de Holguín, a cientos de kilómetros de su hogar en La Habana. Tiene derecho a recibir cuatro visitas familiares y tres visitas conyugales al año.

Periodista de la agencia noticiosa independiente Patria, Fernández Saínz fue sentenciado a 15 años de prisión en abril del 2003 por cometer acciones que "persiguen subvertir el orden interno de la Nación y destruir su sistema político, económico y social". Esta es la cuarta huelga de hambre que emprende para exigir tratamiento médico y alimentación adecuados o para protestar por el maltrato dado a otros periodistas o disidentes presos.

Fernández Saínz sufre de varios problemas de salud y ha perdido mucho peso, según la familia. Su esposa, Julia Núñez Pacheco, expresó al CPJ en abril de este año que él estaba 25 libras por debajo de su peso normal. En diciembre del 2004, se le realizó un examen médico y se detectó que tenía enfisema pulmonar, hernia hiatal, hipertensión y un pequeño quiste en un riñón, entre otros padecimientos, afirmó Núñez Pacheco.

"Nos preocupa mucho la salud de nuestro colega, Adolfo Fernández Saínz, quien lleva casi dos años y medio en la cárcel únicamente por ejercer su derecho a expresar sus ideas con libertad", declaró Ann Cooper, Directora Ejecutiva del CPJ. "Reiteramos nuestro llamado al gobierno cubano a que libere a todos los periodistas presos de inmediato y sin condiciones".

El CPJ es una organización independiente sin ánimo de lucro radicada en Nueva York, y se dedica a defender la libertad de prensa en todas partes del mundo.

Actualización sobre la situación de Adolfo Fernández Sainz
Nota de prensa de Acción Democrática Cubana
www.ADCuba.org

20 de julio de 2005

El pasado 6 de julio la familia de Adolfo Fernández Sainz tuvo que viajar más 700 kilómetros desde La Habana para encontrarse con él en la provincia de Holguín donde se encuentra desde hace dos años y 4 meses. Durante la visita pudieron constatar que su peso sigue siendo bajo y su espíritu y animo fuerte. No le permitieron recibir la publicación Vida Cristiana, hojita dominical de la Iglesia católica de contenido puramente religioso. Esta conducta se ha venido repitiendo durante varias visitas y siempre al terminar la misma para dejar al prisionero con el sabor de la injusticia y la incomodidad tras la misma. Su familia rehúsa dejar de llevarle literatura de contenido religioso por la arbitrariedad de dicha norma y no va a suspender esta actitud. Si las autoridades siguen violando este derecho que lo demuestren claramente cada tres meses en el momento que ocurra el encuentro familiar.

Una nueva forma de limitar su libertad de contacto y movimiento ha sido el impedirle a él y los otros dos prisioneros de su causa (Arnaldo Ramos Lauzerique y Alfredo Domínguez Batista) la salida al comedor. Ellos deben permanecer cada uno en sus respectivas galeras y esperar a recibir la comida en la misma mientras sacan al resto de los presos a relacionarse en el comedor. No ha habido ninguna explicación al respecto.

La última arbitrariedad la cometen con las llamadas telefónicas que de los 25 minutos que tienen establecidos para hablar no comienzan a contarse a partir de que se establece la comunicación sino desde que los van a buscar a sus compañías respectivas. Todas estas presiones forman parte de un sutil recrudecimiento del hostigamiento contra estos prisioneros mayores de 50 años, pacíficos e injustamente condenados desde el año 2003.

Los 75, hoy 61, siguen presos. El tiempo pasa y la noticia no caduca porque cada día en prisión son años menos de vida para estos hombres brutalmente silenciados del seno de la sociedad civil cubana. Gestiones y negociaciones aparte, su sufrimiento y el sufrimiento de sus familias continúan y lejos de reblandecer la crudeza del rigor a que se les sometió, son cada día hostigados de las formas más diversas y cambiantes.

Gracias a todas las organizaciones y personas que ayudan en la divulgación de su situación y que le están dando un impulso invaluable al fin de la misma.

Saludos,

Julia Núñez y Joana Fernández (Esposa e hija de Adolfo Fernández Sainz)

Información recibida en Acción Democrática Cubana para divulgación general. Para más información llamar a Juan Carlos Acosta, Guillermo Castilla, Miguel Sánchez Reyes 786-275-9007 Fax 786-275-9098. Paris, Jorge Masetti o Ileana de la Guardia [33] 6-26841478

Carlos Oyarce caoyarce@yahoo.com webmaster@adcuba.org

Adolfo
Juan González Febles

LA HABANA, 15 de febrero (www.cubanet.org) - Los herméticos de la antigüedad afirmaban: "Somos el aliento que inspiramos en los nuestros". Este trozo de verdad ancestral se refiere simplemente a que el hombre es la impronta que deja entre los suyos. Sobre Adolfo Fernández Sainz, periodista, políglota, político y patriota en presidio político desde la Primavera Negra de 2003, hay mucho que decir.

Podría destacarse que está propuesto para recibir un galardón por parte de la Internacional Liberal. Que por sus méritos indiscutidos, la iniciativa de los liberales suecos cuenta con serias posibilidades de éxito. Que uno de sus promotores, Eric Jannische da por hecho que Fernández Sainz será otro luchador por los derechos humanos de su pueblo reconocido y premiado por un mundo que se compromete cada día más con la lucha de los cubanos por ser libres.

Para saber de este cubano digno, modesto y virtuoso, dejemos que hablen aquéllos que lo conocen más de cerca.

Fernando Sánchez, presidente del Partido Solidaridad Democrática:

"Adolfo y yo somos coterráneos. Somos pinareños, nos conocemos desde hace mucho. Quizás él supo de mí antes. Yo era cantante, ¿sabes? Eso es determinante para que muchos se fijen en uno. Adolfo comenzó a trabajar en nuestro partido en los primeros meses de 1994. Nuestro partido se fundó en diciembre de 1993. Prácticamente Afolfito es fundador del Partido Solidaridad Democrática.

"A lo largo de estos años he tenido tiempo de valorar la persona que es nuestro hermano Adolfo Fernández Sainz. Sin desdorar al resto de los miembros de nuestro partido y a los hermanos de la oposición en general, es la mejor persona con la que he trabajado durante estos últimos once años. No sólo es una persona muy inteligente. Es muy honesto y transparente. Dice lo que tenga que decir, habla de frente y mira directo a los ojos.

"Es un hombre muy especial. He conocido pocos así. Digo que es la mejor persona con la que he trabajado. Que es a quien más respeto, a quien más quiero y a quien más admiro, porque Adolfito es intachable".

Pedro Díaz Mantecón, delegado en la provincia Camagüey del Partido Solidaridad Democrática:

"Adolfo es el tipo a quien todos quisiéramos parecernos. Allí donde está siempre anda con su Biblia. Dicen que ayuda a todos. Adolfito es el mejor que tenemos. El que enseña sin ofender. Yo lo recuerdo siempre así, impecable y fraternal, humano, inigualable".

Johana Fernández Núñez, hija:

"Todas las niñas son admiradoras incondicionales de papá. Yo soy una admiradora del mío muy justificada. La admiración por papá creció conmigo, ya que soy una adulta y sigo valorando y viendo a mi padre como una de las personas más coherentes y más admirable que conozco.

"Papá ha estado presente en mi vida desde niña. Fue un padre fantástico. Lo vi desdoblarse hacia la sociedad, rompiendo todas las ataduras. Ir a contracorriente. Fue consecuente con su convicción de que Cuba puede ser mejor. Que no podía permanecer callado frente a lo que veía como disparates, como cosas injustas que suceden. Como hija, eso me hace sentirme orgullosa. No sólo ha sido un buen papá, sino que se volvió a la sociedad para construir una Cuba distinta".

Julia Núñez, esposa:

"Somos una familia cristiana. Somos católicos. Él incorporó esa fe a su vida. Gracias a eso ha mantenido una integridad muy grande. Tiene fuertes compromisos morales. Son treinta años de matrimonio. Yo lo conozco bien. Adolfo era traductor e intérprete de inglés. Salía con frecuencia de viaje al extranjero. Allí traducía a figuras del gobierno. Se fue dando cuenta en un proceso gradual de la doble moral que existe en este país. Se fue percatando de toda la hipocresía que existe, de toda la falsedad. Era un lenguaje para el extranjero y otro para el pueblo cubano.

"Se cansó, se obstinó con toda esta situación. Un día me dijo: 'Ya no puedo más. No puedo seguir fingiendo y diciendo cosas que no siento. Yo tengo que romper con este régimen'. Eso fue lo que hizo, me lo comunicó a mí.

"Adolfo está en la prisión provincial de Holguín, a 700 kilómetros de La Habana. Lo trajeron para acá, a la capital, para hacerle toda una serie de pruebas médicas. Ya lo regresaron a Holguín.

"Le detectaron una serie de enfermedades que no padecía. Esas hay que agradecérselas al gobierno, a esta prisión. A este encarcelamiento que ya en marzo cumplirá dos años.

"Las enfermedades que padece hay que imputárselas al gobierno. El sólo tenía un padecimiento en la vista. Todo lo que le detectaron en el chequeo médico son padecimientos nuevos, adquiridos en la prisión. Todo es producto del hacinamiento, la pésima alimentación. Ha perdido 40 libras de peso. Su moral es muy alta, también su esperanza".


Delicado estado de salud de periodista independiente encarcelado

CAIBARIEN, 14 de febrero (Ibrahín Dionisio Rodríguez, Cubanacán Press / www.cubanet.org) - Adolfo Fernández Saínz se encuentra en delicado estado de salud, precisaron los familiares del prisionero de conciencia, después de visitarlo recientemente en la Prisión Provincial de Holguín donde se encuentra recluido a más de 730 kilómetros de su hogar.

Los familiares del periodista independiente de la agencia Patria en la Habana comunicaron vía telefónica al también miembro de la Causa de los 75 en libertad extrapenal, Margarito Broche Espinosa, el cuadro clínico del reo quien padece de enfisema pulmonar, quiste en uno de sus riñones, una hernia hiatal, hipertrofia prostática grado 1, artritis generalizada e hipertensión arterial.

Adolfo Fernández Saínz ha sido colocado en la lista de los prisioneros políticos más delicados de salud, según la Comisión Nacional de Derechos Humanos y Reconciliación Nacional que preside Elizardo Sánchez Santacruz. Detenido el 18 de marzo del 2003, fue condenado a 15 años de presidio por un tribunal castrista, como parte de la ola represiva desatada contra luchadores pro democracia, conocida como la Primavera Negra de Cuba.

La familia de Adolfo Fernández Sainz preocupada por su pérdida de peso

Reporteros sin Fronteras / CanariCubanoticias
Francia/13 de Enero del 2005

El 6 de enero de 2005, Julia Núñez y Joana Fernández, esposa e hija de Adolfo Fernández Sainz, pudieron visitarle. Según ellas, las autoridades penitenciarias finalmente le han prescrito un tratamiento médico. A pesar de todo, la familia del periodista confió a Reporteros sin Fronteras que su delgadez sigue siendo impresionante. A los presos comunes que le ofrecen alimentos les castigan, y les interrogan sobre sus conversaciones con el periodista.

Julia Núñez y Joana Fernández se quejan de que en cada visita cambian las reglas relativas a los productos que pueden llevarle. La última vez, los guardias intentaron impedir que le entregaran las proteínas que necesita. La próxima visita está prevista para dentro de tres meses.

Trasladado al hospital de la cárcel de Combinado del Este

Reporteros sin Fronteras. -- 10 de diciembre de 2004 - Adolfo Fernández Sainz ha sido recientemente trasladado al hospital de la cárcel de Combinado del Este, en La Habana.

Los reconocimientos que le han efectuado revelaron múltiples problemas de salud: enfisema pulmonar, quiste en el riñón, hernia hiatal (en el estomago), hipertrofia de la próstata, hipertensión y artrosis. A pesar de todo ello, una vez devuelto a la cárcel de Holguín, al periodista no le han suministrado ningún tratamiento médico.

Su esposa, Julia Núñez, también está preocupada por su adelgazamiento. Adolfo Fernández Sainz, que pesaba cerca de 80 kilos cuando estaba en libertad, hace tres meses sólo pesaba 60.

Chequeo médico sin tratamientos para Adolfo Fernández Sainz

9 de diciembre de 2004

La Habana – www.PayoLibre.com – La semana pasada gran parte de los prisioneros de la causa de los 75 fueron traídos desde sus prisiones en las diferentes provincias de la isla hacia el Combinado del Este, la prisión situada en Ciudad de la Habana. En este lugar se le realizó un chequeo médico a cada uno de ellos.

Los resultados del chequeo realizado a Adolfo Fernández Saínz :
Enfisema pulmonar
Quiste de pequeño tamaño en un riñón
Doble sistema pielocalicial en un riñón (Congénito)
Hernia Hiatal
Hipertrofia prostática grado 1
Hipertensión
Ligera artrosis
Blefaritis

Estos son solamente los resultados que le dieron. El resultado del electrocardiograma, por ejemplo, él no lo pudo escuchar bien y cuando pidió que le repitieran el diagnóstico le dijeron que no era nada.

Por otra parte, el problema más evidente que tiene él es su bajísimo peso corporal. El resto de los prisioneros que lo pudieron ver después de 21 meses, al encontrarse aquí en el Combinado del Este se sorprendían todos al verlo. La última vez que lo pesaron fue hace tres meses, en Holguín y pesaba entonces 60 Kg. (122 lb.). Su peso habitual en libertad era de 168 libras.

Lo más sorprendente de toda esta situación es que, una vez terminadas las pruebas, lo enviaron hacia la Prisión provincial de Holguín otra vez. No se le indicó tratamiento médico alguno ni se le entregó el grupo de medicamentos para un mes que se le había prometido. Este mismo procedimiento lo siguieron con el resto de los prisioneros del grupo que fue trasladado junto a él, a excepción de cinco que dejaron hospitalizados en el Combinado del Este. También por estos días el gobierno ha otorgado algunas Licencias extra-penales por motivos de salud a otros siete prisioneros (catorce en total de los 75).

Enviar a Adolfo Fernández Saínz de regreso a la prisión en Holguín sólo puede contribuir a un agravamiento de sus condiciones de salud. Todas esas enfermedades nunca se habían manifestado cuando él estaba en libertad y el primer paso coherente con el chequeo médico debería haber sido hospitalizarlo y ponerlo bajo tratamiento médico.

Sus familiares estamos muy preocupados por su salud. Necesitamos la mayor divulgación de esta situación. Nuestra única posibilidad en este momento es hacer público lo que está pasando.

Afectuosamente, Julia Núñez y Joana Fernández (esposa e hija de Adolfo Fernández. Saínz)


Preocupa a familiares situación de prisionero de conciencia

LA HABANA, 13 de septiembre (Ernesto Roque, UPECI / www.cubanet.org) - El periodista independiente y prisionero de conciencia Adolfo Fernández Sainz es victima desde hace 15 días de una férrea incomunicación con sus familiares, propiciada presuntamente, por las autoridades carcelarias de la prisión de Holguín, al oriente del país, denunció hoy desde La Habana su esposa.

Julia Núñez Pacheco, cónyuge del colega encarcelado, denunció que desde el 16 de agosto le fue detectado a su esposo un nódulo en la tetilla izquierda que le provoca fuertes dolores.

Núñez confirmó a la UPECI, que el último día que conoció de su esposo fue el pasado 24 de agosto, y señaló que a pesar de las exigencias realizadas por el comunicador encarcelado no había sido llevado ante un especialista. "Dada estas arbitrariedades acuso a los personeros de la Seguridad del Estado del agravamiento de mi esposo", señaló.

Adolfo Fernández Sainz es uno de los 75 cubanos que fueron arrestados durante la primavera negra de Cuba en marzo del 2003, y condenado el a 15 años de privación de libertad.

Niegan literatura religiosa a Fernández Saínz en prisión de Holguín

12 de julio de 2004

La Habana - www.PayoLibre.com - En la Prisión Provincial de Holguín, el pasado martes seis de junio del 2004 tuvo lugar la visita familiar del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz.

Al término de la misma se le comunicó a su familia que no se le entregaría al prisionero la literatura religiosa. Publicaciones periódicas como "Vida Cristiana", "Palabra Nueva", "Amor y Vida" y "Verdad y Esperanza" están, repentina y arbitrariamente, prohibidas en la Prisión Provincial de Holguín.

Aún más temidos y peligrosos parecen ser en este lugar los libros "Vida y Milagro de Jesús de Nazaret" de José Luis Martín Descalzo y un pequeño "Catecismo de la Iglesia Católica" que tampoco lograron escapar a la censura.

No hubo argumento alguno que intentara avalar esta arbitrariedad. Sólo la respuesta vacía y gastada por el uso de un militar que manifestó no saber nada del asunto y estar "cumpliendo órdenes".

¿Está terminantemente prohibida la literatura religiosa en la cárcel de Holguín a partir de ahora, o se trata de una violación tan flagrante de los derechos humanos del prisionero que las autoridades no son capaces ni siquiera de dar explicaciones claras al respecto?

¿No puede establecer el penal medidas estables, coherentes, de todos conocidas y sobre todo respetarlas? Hasta el momento no es así y los familiares, tras largas horas de preparativos y viaje también tienen que someterse a la prohibición de turno.

Esta negativa contra la literatura religiosa no es un acto aislado, contra un prisionero profundamente católico. Tampoco se ha permitido en este penal la visita religiosa correspondiente desde el pasado mes de abril. Los cuatro prisioneros de conciencia del penal y las autoridades eclesiásticas han solicitado repetidamente por escrito su deseo de que este encuentro se produzca, hasta el momento sin resultado alguno. En ambos casos se está violando impunemente el inalienable derecho a la libertad de credo.

Mención aparte merecen los caldos de pollo concentrado, también repentinamente prohibidos, quizá por estimulantes de los placeres del paladar adormecido tras años de comida desabrida o semidescompuesta.

No existe argumento sobre la tierra capaz de justificar estos hechos que reflejan una verdad ya conocida: la ira contra los opositores y periodistas independientes encarcelados en la primavera del 2003 no termina con las injustas condenas y se ceba en ellos día tras día en las cárceles cubanas.

Julia Núñez Pacheco
Joana Fernández Núñez
Esposa e hija del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz.

"Mercenarios o periodistas independientes"
Por Adolfo Fernández Saínz
Preso en Holguín; causa de los 75

12 de mayo de 2004

Holguín - www.PayoLibre.com - Yo quisiera que alguien me dijera si hay algún periódico en Cuba que no sea del gobierno.

Pasemos revista: El Granma es el órgano oficial del PCC (Partido Comunista de Cuba). Juventud Rebelde es el órgano oficial de la UJC (Unión de jóvenes Comunistas). Trabajadores es el órgano oficial de la CTC (Central de Trabajadores de Cuba). Y los periódicos provinciales, ídem.

Igualmente, ¿hay alguna estación de radio que no sea del gobierno? ¿Algún canal de televisión? Esa es la prensa oficialista.

A los periodistas que trabajan en esos órganos de prensa, ¿quién les paga? Esos periodistas, ¿pueden emitir sus opiniones libremente?

Por eso los cubanos creamos -por primera vez en la historia de un país socialista- la prensa INDEPENDIENTE, porque es independiente del gobierno. Para poder decir la verdad de lo que pasa en Cuba. Fue creada en el año 1995 por cubanos.

Los trabajos de los periodistas independientes cubanos los pagan los periódicos y otros órganos de prensa extranjeros que los publican. No los paga el gobierno americano ni ningún otro gobierno. Y hay que publicarlos en periódicos extranjeros, sencillamente porque en periódicos cubanos no podemos publicarlos.

En el acto del juicio el ministerio fiscal nunca pudo probar que a nosotros nos paga el gobierno americano. Tuvieron que promulgar una ley para poder condenarnos. El decreto ley 88, al que nosotros llamamos Ley Mordaza, promulgado en 1998, castiga al cubano que hable con un periodista extranjero sobre los problemas que hay en Cuba.

Para publicar en un periódico no hay que ser graduado de la Escuela de Periodismo. José martí, para poner un ejemplo que todos los cubanos conocen, escribió en muchos periódicos sin ser graduado de periodismo. Y muchos más. Además, la carrera de periodismo en Cuba es SELECTIVA. Sólo la estudian los escogidos por el gobierno. Hasta aquí por hoy.

Situación actual de Adolfo Fernández Saínz
13 de abril de 2004

La última visita familiar se realizó el martes seis de abril. Transcurrió durante dos horas y tras 12 horas de viaje de sus familiares.

Su delgadez es extrema, y se evidencia fundamentalmente en su cara y bajo sus costillas. Desde su reclusión en la Prisión Provincial de Holguín ha realizado cuatro huelgas de hambre, junto a sus compañeros de causa. La última de ellas, respaldando la demanda de Iván Hernández Carrillo de ser trasladado de compañía por estar amenazado de muerte en la suya, terminó tras 12 días, dos semanas antes de la visita.

Todo esto, sumado a la deficiente alimentación de la prisión y a la restricción de 30 libras de peso para la ayuda familiar, le han hecho perder entre 35 y 40 libras de peso desde que se encuentra encarcelado. Sus familiares estamos muy preocupados por esta situación dadas las escasas posibilidades de recuperación que tiene bajo las actuales condiciones y las implicaciones que esta pudiera traer para su salud.

En estos momentos continúa durmiendo sin colchoneta. Tras su traslado junto a los presos comunes en el mes de septiembre recibió una que rechazó por no reunir las condiciones mínimas. En su interior había cualquier cantidad de objetos extraños, al punto que prefirió prescindir de ella.

Las llamadas telefónicas continúan siendo irregulares. Su derecho a 25 minutos semanales es frecuentemente violado, siempre bajo algún pretexto de rotura del teléfono u otro.

Su estado de ánimo, pese a su situación, continúa fuerte, así como su fe en Dios. Fue muy estimulante para él recibir noticias de las diversas manifestaciones de protesta que se realizaron a raíz del primer aniversario de la oleada represiva y pidió que le trasmitiéramos a todas las organizaciones y personas implicadas en ellas, su agradecimiento.

Saludos cordiales,

Julia Núñez y Joana Fernández
Esposa e hija de Adolfo Fernández Saínz

Información recibida en Acción Democrática Cubana. Para más información favor de contactar a Juan Carlos Acosta o Guillermo Castilla 786-275-9007 Fax 786-275-9098 e-mail Acciondemocuba@aol.com www.Adcuba.org


Inaugura cátedra de estudios políticos el Partido Solidaridad Democrática

LA HABANA, 15 de febrero (www.cubanet.org) - La cátedra de preparación política Adolfo Fernández Sainz fue inaugurada este sábado 14 de febrero, con el objetivo de elevar el nivel político de los miembros del Partido Solidaridad Democrática, al tiempo que toma como premisa difundir los pensamientos e ideas liberales en la sociedad cubana en general, declaró desde La Habana Fernando Sanchez López, su presidente.

"En los inicios del 2003 se comenzaron a crear las condiciones para la fundación de la cátedra, pero la ola represiva desatada por el gobierno cubano contra lo oposición interna retrasó el proyecto", señaló Sánchez López. "Adolfo Fernández Sainz, militante de nuestro partido y una de las personas más activas en la creación de la cátedra, fue detenido y condenado a 15 años de privación de libertad en lo que ha sido dado en llamar La primavera negra de Cuba".

En el momento de su detención, Fernández Sainz se desempeñaba como secretario de relaciones publicas del instituto liberal Francisco de Arango y Parreño y tomando en cuenta su trayectoria y su activismo para fundar una cátedra política, se aprobó por aclamación de los miembros del PSD que la nueva cátedra llevara su nombre.

Varios conferencistas invitados impartirán 16 temas, entre los que se destacan Liderazgo político, Teoría de la transición, Sociedad civil y subsidariedad, El papel de la sociedad civil en las naciones democráticas, Técnica de negociación, Markertin político y Liderazgo, poder e influencia.

Sánchez López dijo también que en Suecia existe una biblioteca que lleva el nombre de Adolfo Fernández Sainz, cuyos miembros colaborarán con esta cátedra.

"El nombre de Adolfito, para los liberales en Cuba, y para aquéllos que lo han conocido es sinónimo de humildad, de consagración y de entrega plena al trabajo, es en definitiva un justo reconocimiento a sus ideas y a sus proyectos", agregó el opositor. "La cátedra tendrá su sede en la calle Zanja # 206, en el municipio de Centro Habana".

A la inauguración de la cátedra fueron invitadas la esposa e hija de Fernández Sainz, las que no pudieron asistir por problemas de enfermedad, pero el presidente del PSD dio a conocer a los presentes su mensaje de agradecimiento e informó las causas por las que en contra de su voluntad no podía asistir. Varios movimientos de tendencia liberal en Cuba asistieron a la inauguración.

Juan Adolfo Fernández Sainz, nacido el 30 de noviembre de 1948 en San Luis provincia Pinar del Río, es graduado de Lengua y Literatura inglesa en la Universidad de La Habana. Trabajó durante 13 años en el equipo de servicios de traductores e intérpretes, conocido por las siglas ESTI, del Consejo de Estado. En el año 1993 disiente públicamente de la inmovilidad estatal frente a la aguda crisis socioeconómica que comenzaba atravesar el país. Se vincula como miembro activo al Partido Solidaridad Democrática, donde hoy ocupa la responsabilidad de encargado de Relaciones Internacionales. Posteriormente incursiona en el periodismo independiente colaborando con sus artículos a la difusión de una versión no oficial de la realidad cubana, en diferentes publicaciones extranjeras.

Adolfo Fernández Sainz forma parte del grupo de personas que desde la Mesa de Reflexión de la Oposición Moderada, lanzó la iniciativa de la carta de deberes y derechos fundamentales de los cubanos. A las 2:00 de la madrugada del jueves 20 de marzo del 2003 y luego de un minucioso registro en su domicilio, fue arrestado y conducido a la sede de la Seguridad del Estado conocida como Villa Marista. En abril fue condenado a 15 años de privación de libertad.


¡Levanten la voz ahora mismo!

LA HABANA/18 de Diciembre del 2003/ (Lucas Garve, Fundación por la libertad de expresión / www.cubanet.org) Fue a finales del año 95 o comienzos del 96 que conocí a Adolfo Fernández Sainz, del Buró de Prensa Independiente de Cuba (BPIC). Me propusieron traducir dos artículos escritos por Fernández Sainz y así lo hice. Me impresionó el arsenal ético de aquel hombre que aún no conocía.

Al ir a entregar mis trabajos tuve la oportunidad de conocerlo. Su rostro me fue conocido. Lo había visto varias veces en la iglesia del Sagrado Corazón, en la Calzada de Reina.

De aquel primer contacto saqué en conclusión que Adolfo Fernández Saínz era un hombre esencialmente decente. Honradez, sinceridad y cierta bondad hacen atrayente y bien recibida la personalidad de cualquiera. Pero en Fernández Sainz lo anterior se unía a la firmeza de principios éticos cristianos proclamada en gestos y actitudes apoyadas por una argumentación sólida, inteligente y lógicamente expuesta.

Luego, nos encontramos en numerosas ocasiones. Siempre demostró la misma cordialidad sin aspavientos ni apariencias falseadoras. Por todo esto, hoy me revuelve la iniquidad del encierro, la aviesa e injusta reclusión que sufre Adolfo Fernández Sainz en una cárcel de Holguín. Aún más, provoca mi repulsa la agresión sufrida por Fernández Sainz por parte de un delincuente común, envilecido por el ejercicio mezquino de jefe de una galera, en la que se encuentra aherrojado el periodista preso.

También me uno a su familia en la preocupación justificada por el mencionado hecho ante los perjuicios causados a la integridad física y moral del periodista encarcelado, ahora y en el futuro.

Adolfo Hernández Sainz es alguien profundamente cristiano. Y como yo, seguro lo admira Ud. por eso. Con certeza, la fe cristiana que profesa y lo nutre ayudará a curar la herida moral causada por la afrenta de una agresión tan injusta como la bajeza de la circunstancia.

Hay que levantar la voz para que cesen estas agresiones a hombres esencialmente decentes y probos como lo es el colega Adolfo Fernández Sainz, injustamente condenado por ejercer el derecho a la libertad de expresión.


Un disidente tuvo que ser trasladado al hospital
18 de Diciembre del 2003/ L D (EFE)

En una información enviada a sus familiares, los disidentes encarcelados dicen que el pasado día 6 "el prisionero político Adolfo Fernández fue brutalmente golpeado por un recluso nombrado Fidel, que ha sido encargado como jefe de disciplina de la compañía 6 de la prisión".

"De esta manera se cumplen las amenazas que los propios guardias del presidio habían pronunciado", señala la información, enviada este miércoles a los medios internacionales por el prohibido Movimiento Cristiano Liberación, que encabeza el opositor Oswaldo Payá.

Fernández, de 54 años, fue trasladado al hospital de la prisión, donde los jefes de la misma le manifestaron "que debían haberle golpeado más duro y haberle matado", según la nota. Añade que también ha recibido "amenazas de muerte verbales y a través de escritos anónimos".

Asegura que los "prisioneros políticos" Iván Hernández Carrillo, Arnaldo Ramos Lauzerique y Alfredo Domínguez Batista "han sufrido represalias semejantes". Por su parte, el Movimiento Cristiano Liberación denunció que "son responsabilidad de las autoridades del Gobierno, de la Seguridad del Estado y de la dirección del penal, todas las acciones de acoso, maltrato y amenazas contra estos prisioneros". "El solo hecho -indicó- de confinarlos con prisioneros comunes es ya un ultraje y una crueldad deliberada".

"Después de haberlos confinado en jaulas de tortura durante ocho meses, ahora las autoridades, de manera sádica y muy peligrosa, modifican la modalidad de tortura, utilizando delincuentes comunes para hostigar permanentemente a estos prisioneros políticos", agregó.

"Recordamos a todos los que ordenan estas acciones, a sus artífices y a todos sus cómplices (...) que su bajeza y su arrogancia les ciega, si creen que el espíritu de reconciliación que auténticamente proclamamos, les dota de impunidad por estos crímenes tan cobardes, pues estas propias fechorías no harán más que precipitar el final del régimen que la produce e institucionaliza", aseguró. Por último, hizo un llamamiento a los gobiernos, instituciones, a la ONU "y a todas las personas decentes en el mundo, a que alcen su voz por la liberación de los Prisioneros de la Primavera de Cuba" y para que cesen "estos ultrajes y crueldades a que están sometidos".

Golpean brutalmente a prisionero de conciencia

LA HABANA, 11 de diciembre (www.cubanet.org) - Un reo común golpeó salvajemente el pasado sábado 6 de diciembre al prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz hasta dejarlo sin conocimiento, denunció desde La Habana Julia Núñez Pacheco, esposa del periodista encarcelado.

Fernández Saínz, quien se encuentra cumpliendo una condena de 15 años en la prisión provincial de Holguín, fue golpeado por el recluso jefe de la compañía número 6, luego de un altercado surgido entre el agresor y otro reo común, en el que Saínz salió en defensa de su compañero.

Según denunció la señora Julia Núñez, conoció de los hechos por una llamada realizada por su esposo en horas de la tarde del martes 9, donde le comunicó, además, que el jefe de la compañía le había dicho que él no tenía derecho a hablar cuando abrió los ojos en la enfermería del penal, y se encontró con un ojo amoratado y un fuerte dolor en la cabeza.

Joana Fernández, hija del periodista encarcelado, denunció que hasta la fecha no se ha tomado ninguna medida contra el agresor: "Mi papá está muy expuesto a la convivencia con reos comunes. Es el único preso político en la compañía 6, y convive junto a 48 presos comunes. Responsabilizo a las autoridades del penal de lo que le suceda a mi padre, ya que si la norma es reprimir con golpes a quien defiende la justicia, mi padre continuará con sus denuncias".

Adolfo Fernández Saínz es uno de los 27 periodistas independientes detenidos en la "Semana negra" en Cuba, en marzo de este año. En el momento de su detención se desarrollaba como periodista de la agencia Libertad y como vocero del Partido Solidaridad Democrática.


Brutalmente golpeado Fernández Saínz

La Habana - www.PayoLibre.com - El sábado 6 de diciembre el prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz, recluido en la Prisión Provincial de Holguín, fue brutalmente golpeado por un preso común que desempeña un cargo en la compañía. Adolfo protestó porque se estaba cometiendo un atropello con otro preso y fue advertido por este recluso de que "Allí no se podía protestar", ante lo cual él continuó su protesta. Eso es lo último que recuerda. Despertó en la enfermería con un severo hematoma sobre el ojo.

El agresor no fue requerido por esta violencia injustificada y desproporcionada pues tiene autoridad para aplicar la fuerza. En estos momentos Adolfo se encuentra junto a los demás presos comunes, expuesto a un nuevo ataque pues advirtió que no va a cesar de protestar ante cualquier injusticia que allí se cometa.

Su esposa y su hija están alarmadas por esta situación que pone en riesgo su integridad física e incluso su vida y atribuimos cualquier perjuicio que nuestro familiar reciba al injusto encarcelamiento que sufre este hombre pacífico y cristiano, así como a la deliberada exposición a que son sometidos poniéndolos en compañía de presos comunes.

Agradecemos a todos los organismos internacionales, partidos políticos, asociaciones no gubernamentales y de personas de buena voluntad que se solidarizan con la causa de los 75 opositores pacíficos y periodistas independientes cubanos encarcelados desde marzo por su denuncia y atención constantes de estos hechos.

Es importante que el reclamo internacional no cese. La arbitrariedad y el abuso no terminan con la sentencia, cada día estos hombres están expuestos al peligro.

Esta nota informativa fue enviada por Joana C. Fernández, hija del prisionero de conciencia Adolfo Fernández Saínz el dia 9 de diciembre de 2003.

 

DESDE LA CARCEL: Fidel Castro juega con la verdad
Por Adolfo Fernández Saínz

(Centro Penitenciario Provincial de Holguín/octubre/puenteinfocubamiami.org)- Cualquier observador imparcial se asombraría de lo que han logrado los europeos en materia de nivel de vida y respeto a los derechos humanos. La Unión Europea es hoy paradigma de prosperidad, libertad y convivencia democrática para cualquier grupo de naciones.

Muy por el contrario, los millones de turistas que visitan Cuba cada año se topan aquí con una juventud en muchos casos dispuesta a cualquier cosa por denigrante que sea con tal de escapar del país, si es necesario para siempre. Y algunos viajeros bien que se aprovechan de su angustiosa situación.

Pero la realidad desde la tribuna donde habla Fidel Castro es bien distinta: Según él, "Cuba alcanzará lo que nunca podrá lograr Europa" (Discurso por el aniversario del asalto al Cuartel Moncada, 26 de Julio del 2003). Basta cualquier dato estadístico para justificar semejante afirmación.

Osa criticar a Europa por desatender a sus empleados; pero pasa por alto que los europeos reciben un subsidio por paro con el que les basta para venir de vacaciones al Caribe, mientras que a un cubano que ha trabajado 35 ò 40 años al servicio del Estado no le alcanza su pensión de jubilado ni para invitar a sus hijos a almorzar el domingo (esto es rigurosamente cierto). Hablar de empleo pleno en Cuba es una broma de mal gusto: aquí trabajar no significa nada.

Pero nosotros estamos más que acostumbrados a esos malabarismos. En estos 40 años largos el pueblo cubano no ha escuchado otro discurso que éste. Desde la época de la fascinación del mundo con Fidel Castro, el personaje no ha sido otro que éste que ahora lanza ofensas a la UE.

Sigue culpando a las metrópolis europeas por el atraso de las antiguas colonias, lo cual es lamentablemente falso (si fuera cierto, todo sería más fácil). Critica a la UE por permitir que los americanos "aspiren a conquistar el planeta". Culpa a la Unión Europea de apoyo al apartheid en Sudáfrica quien ha dividido a la nación cubana entre los que dicen apoyar al gobierno y los que se oponen. Quien nunca ha condenado los crímenes de ETA no pierde oportunidad de denunciar los GAL. Tilda la ayuda europea a Cuba de mísera e inaceptable (pero hasta ahora bien que la estuvo recibiendo).

Si durante decenios Fidel Castro fue visto con ojos románticos, esta injusticia merece reparación. Este es el mismo que durante más de 30 años hizo cuanto pudo para que el Comunismo dominara el mundo. Y si abandonó esta línea es porque el sistema fracasó y la Unión Soviética ya no existe.

Quien nunca tuvo una palabra de condena para los crímenes de Lenin, Stalin y Mao; quien apoyó la invasión a Checoslovaquia por el pacto de Varsovia y guardó silencio durante la invasión soviética a Afganistán, nunca debió ser visto como el paladín de la libertad y la soberanía de los países pequeños y del Tercer Mundo.

Este David que le lanzó la pedrada a Goliat y corrió a buscar refugio con el otro gigante, nunca debió ser considerado como modelo para el mundo más feliz al que aspiran los pueblos.

Se impone una condena moral al castrato: Los gobiernos democráticos, las ONG, las personalidades que en otra época lo apoyaron; en resumen, todas las personas amantes de la libertad y la democracia deben, primero, condenar al castrato en todos los foros por encarcelador de periodistas, opositores y pacíficos defensores de derechos humanos, y luego dar todo su respaldo a las fuerzas que buscan un tránsito pacífico a la democracia en Cuba.

Si estas cuartillas ven la luz pública, habrá sido porque su autor logró burlar la vigilancia de sus carceleros y alguien más se atrevió a violar las leyes cubanas para hacerlas publicar en el extranjero.

Adolfo Fernández Saínz, periodista independiente, fue condenado injustamente a 15 años de prisión en la reciente ola represiva en la Isla.

Texto enviado al Puente Informativo Cuba Miami por la Agencia de Noticias de Derechos Humanos de Moscu PRIMA, el 21 de octubre de 2003


Inaugurada exitosamente la biblioteca Adolfo Fernández Saínz de Estocolmo
2003-09-09
Por Carlos Manuel Estefanía.

Como lo anunció Cubanuestra, este martes 9 septiembre del 2003, tuvo lugar la inauguración del la "Biblioteca Independiente" sueca; Adolfo Fernández Saínz de Estocolmo. En la actividad participaron destacados escritores, periodistas, políticos docentes y estudiantes, entre ellos algunos de origen cubano.

En la primera parte del acto hubo un grato convite por parte de los anfitriones, creándose condiciones para estrechar contactos entre todos los presentes y de paso presentar la obra del Centro Internacional liberal en pos de la democratización del mundo.

Así los asistentes supieron no sólo de la solidaridad con el movimiento democrático cubano, sino también de proyectos concretos de SILC en África y Bielorrusia (considerada la última dictadura de Europa oriental); fue la oportunidad de quien escribe para conocer y practicar la dormida lengua rusa con Misha, un joven bielorruso presentado por los organizadores como un empecinando demócrata dispuesto a enfrentar junto a su partido las arbitrariedades de Lukashenko.

Fue también la oportunidad para intercambiar algunas palabras, entre otras personas con Sofie Hilbron, la encargada de asuntos cubanos por el Departamento del Exterior de Suecia y con Thomas Gustavsson, autor de un excelente libro sobre nuestra Isla, cuyo nombre en español de la primera edición sueca sería "Cuba: Salsa y Conflicto en el Caribe". Se trata de uno de los primeros libros publicados en Suecia en abordar dos temas poco conocidos por el público de este país en el momento de su aparición: el movimiento disidente cubano y la emigración sueca de principios de siglo a la isla.

Pero de todas las personas , la que más me impresionó por lo inesperado de su presencia fue el escritor Antonio Alvarez Gil, quien hace años colaboró como editor de nuestra revista. Allí estaba "Tony" como le decimos familiarmente, acompañado de una amena amiga mexicana con quien también mantuvimos una corta pero grata "plática". El escritor Alvarez tuvo el detalle de donar y dedicar a la biblioteca su última novela; "Naufragios", recientemente galardonada en España con el 'V Premio de Novela Ciudad de Badajoz.

Lo mejor del evento fueron las palabras finales de Erik Jennische antes dejar inaugurada oficialmente la modesta biblioteca. Su discurso fue de tal calidad humana y expresiva, que habremos de dedicarle un espacio especial en nuestra revista. Lo que sí podemos adelantar es que en esta linda tarde sueca, junto a los participantes físicos se sintió la presencia gloriosa de los que ningún autentico amigo de Cuba olvida, los presos políticos, los sacrificados por la libertad de aquella tierra al estilo de quien da nombre a esta biblioteca: Adolfo Fernández Saínz.

 

CONTINUACION DE LA BIOGRAFIA
Es miembro del Movimiento de Trabajadores Cristianos, movimiento laical católico. Participa en la Mesa de Reflexión de la Oposición Moderada y forma parte del grupo de personas que desde ella lanzaron la Carta de Derechos y Deberes Fundamentales de los Cubanos.
Paralelamente se desempeña como Periodista Independiente. Con sus artículos y comentarios colabora con la difusión de la realidad cubana eludida por los medios. Forma parte del Proyecto de Nueva Prensa Cubana y de la Sociedad de Periodistas "Manuel Márquez Sterling". Es corresponsal de la Agencia "Patria" y de la agencia rusa "Prima - News".
Colabora además intensamente con numerosas publicaciones cubanas independientes o con sede en el exterior, caracterizándose por su moderación, objetividad y agudeza crítica. Sus colaboraciones eran leídas a través de Radio Martí, publicadas en la Revista Encuentro, Revista Hispano Cubana, Carta de Cuba, El Disidente, CubaNet, De Cuba, Cuba Nuestra, entre otras y en los sitios www.nuevaprensa.com, www.cubaencuentro.com, www.cubanet.org y www.prima-news.ru.
Durante todos estos años fue hostigado por la Seguridad del Estado para que cesara sus actividades opositoras. Ante el argumento de que sería juzgado por publicar sus artículos en publicaciones extrajeras respondía siempre que se veía precisado de hacerse escuchar por esta vía en vistas de que la prensa oficial no publicaría sus escritos.
Sufrió numerosas detenciones, arrestos, interrogatorios y amenazas. En 1998 estuvo durante más de 10 días en una celda de la Seguridad del Estado junto a dos prisioneros comunes, sin que durante este tiempo se le notificara su paradero a sus familiares. Durante esta detención adquirió una conjuntivitis muy fuerte que luego se convirtió en un padecimiento crónico.
En el año 1999 el Presidente de la República mencionó durante una comparecencia televisiva una nueva ley: la Ley 88 de Protección de la Independencia Nacional y la Economía Cubanas. La oposición cubana la bautizó luego como "Ley Mordaza". En este momento mencionó a 33 periodistas independientes y opositores pacíficos que podían ser encausados bajo la misma por sus nombres y apellidos. Adolfo Fernández Saínz fue uno de ellos.
En un plano personal es un padre de familia, casado hace 29 años y con una hija, fruto de ese matrimonio. Es católico práctico y cristiano convencido. Sus características más notables son su nobleza y su apego a la verdad.
Marzo del 2003
A las 5:00 p.m. del miércoles 19 de marzo del 2003 se presentaron en su domicilio ocho agentes de la Seguridad del Estado con una orden de registro y acompañados de dos miembros de los Comité de Defensa de la Revolución (C.D.R.) que fungieron como testigos.
Revisaron y confiscaron cada artículo que entendieron sospechoso, fueran propiedad de Adolfo o no.
Realizaron un montaje sobre la cama matrimonial que luego filmaron varios técnicos con cámaras digitales y de video. Al finalizar intercambiaron gestos de satisfacción. Filmaron también insistentemente a Adolfo y a sus familiares.
Se llevaron todos sus artículos, montones de periódicos nacionales y extranjeros, revistas y libros de contenido antigubernamental, eclesial e incluso cultural, fotografías correspondientes a su época de traductor en las que aparecía junto a personalidades de renombre y de sus amistades en la oposición y todas las tarjetas de presentación acumuladas a través de los años.
Asimismo se apropiaron de una máquina de escribir, una cámara de video (perteneciente a su hija), dos Laptoc en mal estado (pertenecientes a otro opositor arrestado por esos días), más de 10 rollos fotográficos (nuevos), cassettes de video de contenido familiar, dos grabadoras de periodismo, una walkman, varios cassettes de audio, varios disquetes (entre ellos, algunos de su hija), entre otras cosas.
El registro fue minucioso y se prolongó por ocho horas en su pequeño apartamento de cinco piezas.
Cada documento y objeto fue relacionado en una lista que, al término del registro, firmaron Adolfo y su esposa. No dejaron ninguna copia a la familia.
En este momento los agentes le comunicaron que debía acompañarlos y llevar consigo algunos artículos de aseo personal.
Durante cinco semanas se le mantuvo en un calabozo de la Sede de la Seguridad del Estado en la Ciudad de la Habana (Antigua escuela de los Hermanos Maristas). Allí fue colocado en una celda junto a otros tres detenidos por causas de narcotráfico.
Las visitas familiares se permitían solamente una vez a la semana durante 10 minutos bajo la presencia de un oficial y con la advertencia explícita de que la visita sería suspendida en caso de que se hablara de algún tema relacionado con el caso o su situación.
El juicio fue sumarísimo. Se realizó el día 3 de abril del 2003. Fue juzgado junto a Martha Beatríz Roque Cabello, Nelson Molinet Espino, Arnaldo Ramos Lauzurique, Mijaíl Barzaga Lugo y Nelson Alberto Aguiar Ramírez en la causa 12 del 2003 "por los delitos de Actos contra la Independencia o la Integridad Territorial del Estado e infracciones penales de la Ley Número Ochenta y Ocho (Ley Protección de la Independencia Nacional y la Economía de Cuba)".
La abogada contratada, Amelia Rodríguez Cala, solo contó con una semana para preparar su defensa. Durante este tiempo su presión arterial se descontroló y decidió dejar los casos que había asumido. Luego cambió de criterio y asumió algunos de ellos.
No le fue posible entrevistarse con su defendido con anterioridad al juicio, hasta sólo cinco minutos antes. Tras un breve encuentro con su defendido Adolfo Fernández, le dijo que había terminado ya con él porque necesitaba "verle la cara" al resto de sus defendidos.
El juicio se prolongó durante siete horas. Al mismo no se le permitió la entrada a la prensa internacional ni a personal diplomático alguno, ni siquiera a familiares fuera del primer grado de consanguinidad. A los familiares presentes no se les permitió sentarse en los primeros bancos.
La petición fiscal fue de 15 años. La defensa pidió su libertad. La condena fue de 15 años de privación de libertad.
El siete de abril su esposa, Julia E. Núñez recogió la sentencia en el Tribunal Provincial de la Habana junto a otras esposas de sus compañeros de causa.
Allí estaba presente la prensa extranjera acreditada en Cuba. También se encontraban algunas representantes femeninas de la Brigadas de Respuesta Rápida armadas con palos con el propósito de intimidar y/o atacar a las esposas. La prensa rodeó a las esposas para evitar que una agresión física tuviera éxito.
A pesar de que se sabía que el proceso completo estaba amañado se realizó la apelación antes de las 72 horas estipuladas.
La respuesta a la apelación tardó 15 días, más de una semana de lo estipulado y su resultado fue la ratificación de la condena.

Presidio
Adolfo Fernández Saínz fue trasladado para cumplir su sentencia a la Prisión Provincial de Holguín, distante 777 Km. de sus familiares. Esto constituye una forma adicional de castigo a sus seres queridos que para su visita deben trasladarse a través de seis provincias pese a las dificultades de transporte existentes.
Su condena transcurre bajo el Régimen de Máxima Severidad. Las visitas familiares están estipuladas cada tres meses y tienen dos horas de duración. En ellas solo pueden participar familiares de primer grado de parentesco.
Hasta el mes de noviembre se le mantuvo en una celda aislada que mide 1 ½ metro por 3. Sin agua ni luz eléctrica dentro de ella. Solo un camastro y a modo de servicio sanitario, un baño turco (orificio en el suelo) a cuya fetidez y plagas se encuentra expuesto permanentemente. Hay mosquitos, cucarachas y ratones.
El colchón que le fue dado en un primer momento poseía en su interior toda suerte de objetos ajenos al mismo y lo convertían en algo incómodo y antihigiénico por lo cual rechazo dormir en el mismo. Se mantuvo durmiendo sobre la tabla del camastro durante más de tres meses al término de los cuales le dieron una colchoneta de características aceptables. En este momento las autoridades le quitaron nuevamente esta colchoneta y le devolvieron la anterior, mas parecida a un mapa de relieve, la cual el rechazó nuevamente por lo que en estos momentos duerme sobre una tabla nuevamente.
Es sacado una vez al día de la celda para bañarse y otra para tomar el sol durante una hora. El horario del sol es irregular y puede coincidir con las horas de mayor incidencia de rayos ultravioletas ante lo cual rechaza la posibilidad de solearse.
Los alimentos de la prisión son de pésima calidad, difíciles de identificar y de peor elaboración. En ocasiones no se encuentran en buen estado.
Los alimentos que su familia le llevan para reforzar su dieta son pesados y limitados a 30 libras (13.6 Kg.). Junto a los mismos le incluyen el peso de los productos de aseo con lo cual se restringe aún más sus posibilidades de palear el hambre.
El agua está contaminada y algunas de las criaturas que la habitan pueden ser divisadas por la vista humana.
Su derecho a realizar una llamada telefónica de 25 minutos semanalmente pocas veces se cumple. La llamada se efectúa siempre en presencia de un militar que cuelga la comunicación en caso de entender que se está hablando algún tema relacionado con su situación en la prisión.
Hasta noviembre del 2003 se encontraba en un pasillo junto a seis compañeros de causa: Arnaldo Ramos Lauzerrique, Iván Hernández Carrillo, Ángel Moya Acosta, Alfredo Domínguez Batista, Antonio Díaz Sánchez y Mario Enrique Mayo.
Tres de ellos: Ángel Moya Acosta, Mario Enrique Mayo e Iván Hernández Carrillo acometieron indistintamente el recurso de la huelga de hambre para reclamar los derechos que les eran violados en determinadas situaciones críticas. El resto de los prisioneros de conciencia, Adolfo entre ellos, se les unieron en las tres oportunidades para apoyarles en sus demandas.
En este momento fueron dispersados hacia diferentes prisiones o separados de destacamentos.
Adolfo Fernández Saínz permanece en la misma prisión pero en una compañía diferente. En estos momentos se encuentra en un destacamento junto a 48 prisioneros comunes.